Inicio La Pampa No dio claves, pero igual sufrió una estafa bancaria

No dio claves, pero igual sufrió una estafa bancaria

UN DOCENTE, VICTIMA DE NUEVA MODALIDAD DE ROBO ELECTRONICO

El profesor de Química Biológica de la Facultad de Agronomía de la UNLPam, Mario Calafat, denunció en los últimos días una nueva modalidad de estafa que, de acuerdo a su relato, aprovecha fallas de seguridad en el homebanking bancario. En su caso, el sueldo universitario se lo depositaban en el Banco Hipotecario.
«Yo soy muy precavido, no le doy las claves a nadie. Me llegaron dos mail truchos del Hipotecario (NdR: simulaban pertenecer a la entidad bancaria, utilizando incluso el isologo), uno en marzo y otro en abril, pidiéndome todos los datos, con el apellido de una persona que trabaja en el BHN, que yo lo conozco», explicó.
«Yo en mayo cobré el sueldo y, a los tres días, cuando ingreso al homebanking no me reconoce ni el usuario ni la clave. Hago el nuevo usuario y clave y cuando ingresé no estaba el sueldo, todo el monto me lo habían transferido a otra cuenta. Llamé al banco y después fui a la comisaría y les expliqué», recordó.
Calafat alogió la atención que recibió en la sede policial donde realizó la denuncia. Allí contó que la transferencia que utilizaron para sacarle el sueldo no fue normal sino un Debin, que es un sistema más complejo. En su búsqueda, el docente pudo dar con el IP desde el que ingresaron a su homebanking y descubrió que pertenece al Gran Buenos Aires. «Fui a la comisaría y lo denuncié, quién era la persona y eso, supuestamente, está ahora en manos de la Fiscalía de Delitos Económicos», explicó.
-¿Qué te dijeron en el banco?
-Pasaron cinco días y lo único que me respondieron fue que hice una transferencia a tal persona. El BHN tiene un sistema de seguridad malísimo, es muy simple el hackeo. El banco no reconoce los movimientos irregulares, como sí lo hacen las tarjetas de crédito. Me hackearon mi homebanking, que es mío, pero yo no soy el responsable de la seguridad, son ellos.

Modalidad nueva.
Calafat aseguró que desde la Policía le explicaron que la modalidad es novedosa. Por ahora está preparando una carta documento para enviar a la institución bancaria. Agradeció no haber tenido créditos preaprobados, porque seguramente le hubieran tomado algún préstamo para luego transferir el monto, generándole un problema mayor.
El docente agradeció la solidaridad de la Asociación de Docentes Universitarios, el gremio ADU, que le dio una ayuda económica por este mes, además de solidarizarse con su situación.
En su edición de ayer, este diario publicó el caso de Paula Negrotto, a quien le hackearon el homebanking, le sacaron un crédito por 500 mil pesos y en las últimas horas recibió de parte del Banco Hipotecario el resumen de cuenta con la primera cuota que le será debitada.
«Siento que estoy atada de pies y manos», dijo la joven, quien, al igual que Calafat aseguró que nunca entregó datos sensibles sobre su cuenta a ninguna persona.