Inicio La Pampa "No es un adelanto de prisión"

«No es un adelanto de prisión»

EL PROCURADOR MARIO BONGIANINO LE RESPONDIO AL COLEGIO DE ABOGADOS

(General Pico) – El procurador general de la provincia, Mario Bongianino; consideró que la prisión preventiva «no es un adelanto de pena», y explicó que esta medida restrictiva en la provincia nunca «excede el plazo razonable establecido». Así lo manifestó en respuesta a las declaraciones que hizo el piquense Pablo Rodríguez Salto, titular del Colegio de Abogados y Procuradores de La Pampa, quien consideró que se dicta la prisión preventiva de manera abusiva, y que la misma se aplica como un anticipo de pena.
Ayer a la tarde en esta ciudad, donde participó de la puesta en funciones de los nuevos jefes de la Agencia de Investigación Científica (AIC), Bongianino opinó sobre el planteo que hizo el Colegio de Abogados.
«Debemos entender que el cambio de procedimiento penal en la provincia ha significado que cada uno de los operadores tenga un rol, y yo entiendo que los defensores planteen estas cuestiones, pero hay que entender que los fiscales deben tener una postura específica y definir en consecuencia. Si bien puede existir algún hecho aislado, creo que el nuevo código está funcionando bien. No pienso que un juez dicte una prisión preventiva si no están dados los presupuestos procesales correspondientes que establece la ley vigente. No es un adelanto de prisión, simplemente se trata de asegurar que el proceso persista, que no se vea entorpecido y es lo que la ciudadanía quiere, que como estamos logrando en la provincia, los juicios se hagan y de una manera rápida. Hay que decir que las prisiones preventivas nunca exceden del plazo razonable que ha establecido jurisdiccionalmente tanto la Corte Suprema de Justicia de la Nación, como organismos internacionales y convenios de categoría constitucional a los que hemos refrendado», explicó.

Servicio penitenciario.
Previo al planteo que hizo el Colegio de Abogados, los defensores oficiales de la Segunda Circunscripción Judicial de La Pampa, presentaron un recurso de Hábeas Corpus, en el que denunciaron el hacinamiento en las comisarías de esta ciudad y la zona. Explicaron que esto se da en parte porque el Servicio Penitenciario Federal no respeta el cupo para detenidos pampeanos, y porque se da un excesivo dictado de prisiones preventivas.
El ministro de Justicia y Gobierno; Pablo Daniel Bensusan, se mostró confiado de poder llegar a una solución con el nuevo Gobierno Nacional que asumirá a partir del 10 de diciembre.
«El problema está. Están superpobladas las comisarías con detenidos que no deberían estar ahí, porque tenemos personas que ya están condenadas que tendrían que estar alojadas en las unidades penitenciarias, pero está declarada la emergencia en el Servicio Penitenciario Federal (SPF), con lo cual casi que nos han limitado los ingresos que le correspondían a La Pampa en la U4. Esperemos que con la nueva gestión del Gobierno Nacional, podamos solucionar de fondo este problema que tenemos con el SPF, que no cumple con el convenio que tenemos firmado desde hace años de unas 300 plazas que tienen asignados para condenados de la Justicia Pampeana», dijo.
Además agregó: «Armar un Servicio Penitenciario Provincial es costoso, complicado, y otras provincias que lo han hecho, no tuvieron buenas experiencias. Sí estamos trabajando con el Ministerio de Seguridad, para a futuro ni bien asuman las nuevas autoridades nacionales, plantear el reclamo que venimos haciendo y ver la posibilidad de si nos podemos de acuerdo y se firma un convenio, la Provincia estaría en condiciones de construir otro pabellón dentro de la U4 para ampliar el cupo que tenemos».