Inicio La Pampa Ochoa fue liberado y hace la cuarentena en Santa Rosa

Ochoa fue liberado y hace la cuarentena en Santa Rosa

REPRESOR PAMPEANO

Miguel Angel Ochoa está en Santa Rosa desde el viernes. Ese día llegó a la capital pampeana para realizar la cuarentena obligatoria de 14 días, puesto que, tras su excarcelación, llegó a la provincia desde el penal que el Servicio Penitenciario Federal tiene en Campo de Mayo, la Unidad 34. Allí alojados la mayor parte de los represores que formaron parte de la Subzona 14, quienes purgan condenas por delitos de lesa humanidad.
El mes pasado, este diario informó que el Tribunal Oral Federal de Santa Rosa había dispuesto la excarcelación de Ochoa, el ex policía que fue encontrado culpable de secuestrar y torturar a Justo Ivalor Roma, Avelino Cisneros, María Cristina Rodríguez y Roberto Gil. Antes de trasladarlo, el TOF ordenó que le hicieran un hisopado para coronavirus, el cual dio negativo.
Cabe recordar que en el penal en el que Ochoa se encontraba -en pleno conourbano bonaerense-, otro represor, Luis Muiña, estaba aislado porque había contraído la enfermedad durante una salida al médico. Por esa razón, otros tres ex policías pampeanos que están alojados allí pidieron la prisión domiciliaria, solicitud sobre la que el TOF de Santa Rosa deberá expedirse. En el mismo lugar está preso otro represor pampeano, Luis Enrique Baraldini.

Libertad condicional.
Según el fallo que le otorgó la excarcelación, Ochoa deberá residir en su casa de la localidad de Catriló. «Solo podrá ausentarse (de la vivienda) por más de 24 horas con previa autorización de este Tribunal. Asimismo, deberá respetar y cumplir con las normas de distanciamiento social, preventivo y obligatorio dispuestas por el Poder Ejecutivo Nacional y someterse a las medidas que se dispongan para su ingreso y permanencia en esta provincia, todo ello bajo pena de ser revocada la medida», indicaron los magistrados.
A diferencia de los otros ex policías, que pidieron la prisión domiciliaria, Ochoa fue excarcelado, pues el TOF aceptó el planteo de la defensora oficial Laura Armagno de que le otorgaran la libertad condicional por haber cumplido dos tercios de la pena que le impusieron.

Dos tercios.
Ochoa fue condenado el 16 de agosto de 2019 a seis años de prisión, la cual no se encuentra firme por haber sido recurrida en casación. Antes había cumplido 3 años, 10 meses y 7 días de prisión preventiva, la cual se extendió desde el 31 de agosto de 2012 al 29 de diciembre de 2015. Aquel día, cuando el 2015 ya expiraba, Ochoa fue excarcelado, pero casi cuatro años después, en noviembre del año pasado, aquella excarcelación fue revocada y volvió a prisión.
Armagno, sumó los días de detención que Ochoa transcurrió entre 2012 y 2015, más los que lleva desde el año anterior hasta la actualidad, para justificar el pedido de prisión condicional. Argumentó que el 31 de agosto del corriente año cumplirá cuatro años de privación de la libertad y que, de tal manera, su asistido reuniría la condición temporal para acceder a la libertad condicional.
Tanto el fiscal general subrogante Leonel Gómez Barbella, como los abogados de las distintas querellas, rechazaron la excarcelación. El TOF, como marca la ley, les dio vista del pedido de la defensa para que se expidieran y luego se pronunció al respecto. Los jueces federales que integran el Tribunal se inclinaron por conceder la excarcelación. Las apelaciones ya están en marcha y se resolverán en casación.