Inicio La Pampa Pampeanos imprimen máscaras faciales para donar a personal de salud

Pampeanos imprimen máscaras faciales para donar a personal de salud

La solidaridad se ha vuelto casi moneda corriente a nivel mundial en los últimos tiempos. Muchas personas quieren aportar sus conocimientos y sus energías a ayudar en lo que se pueda para combatir la pandemia de Coronavirus.

En esa dirección también está yendo una joven pareja pampeana que hace dos semanas empezó a imprimir máscaras faciales con una impresora 3D, con el objetivo de donarlas a los trabajadores de la salud.

«Cuando empezó todo esto de la pandemia empezamos a ver que en otros países comenzaron a fabricarlas y comenzaron a circular distintos modelos. Estábamos atentos a lo que iba sucediendo en nuestra provincia para que cuando lo necesitaran pudiéramos llevarlo a cabo. En ese momento nos contacta Ricardo Caso y Rut Domínguez, fundadores del club de ciencias Amun Kamapu, que tuvieron la misma idea. Ellos se comunicaron con el Ministerio de Salud de La Pampa para hacer un relevo de las necesidades, les enviamos varios diseños para que nos ayudarán a elegir el que mejor se adaptara a sus requerimientos. Así estandarizamos y nos pusimos de acuerdo en imprimir todos el mismo modelo», relató Anabella Gómez a LA ARENA sobre el comienzo de esta iniciativa solidaria.

Anabella, de 26 años, y su pareja, Manuel Simpson, de 36, luego se contactaron con Cristian Rodríguez, profesor del Instituto Tecnológico de Educación Superior de Santa Rosa, donde los dos jóvenes están próximos a finalizar la carrera de Técnico Superior en Desarrollo de Software.

«Cristian se sumó a la causa utilizando dos impresoras 3D de esta institución, en la cual ambos estudiamos y ahí adquirimos nuestros conocimientos sobre el tema», indicó Gómez.

El trabajo articulado entre todos se hizo de manera virtual, por cuestiones de público conocimiento, y cada cual imprimía desde su casa. Anabella y Manuel con una impresora que tienen en su vivienda, Cristian con las del Instituto y Rut y Ricardo con otra que pudieron adquirir para el club de ciencias que dirigen, gracias a la ayuda del Ministerio de la Producción de la Provincia.

La pareja participa del club de ciencias Amun Kamapu, brindando clases voluntarias sobre tecnología. Ese hecho hizo más sencillo la colaboración para pensar y ejecutar esta acción solidaria.

«Empezamos a hacer pruebas hace dos semanas y luego comenzamos a imprimir el diseño definitivo cuando tuvimos el visto bueno del Ministerio. Entre todos llevamos impresas y armadas alrededor de 80 máscaras faciales. El Ministerio de Salud se encarga de pasarlas a buscar por nuestras casas y llevarlas a donde dispongan», detalló Manuel.

«Para fabricar las máscaras se necesita imprimir dos piezas con la impresora 3D, una lámina de acetato transparente y un elástico para sujetar. Actualmente el Ministerio de Salud nos provee de los elásticos de sujeción y, ante la escasez de acetato en el país, se encargan de lavar radiografías viejas que poseen, las cuales se usan en reemplazo del acetato. Las primeras impresiones las hicimos con PLA (filamento que utiliza la impresora 3D) propio mientras esperábamos que llegue el que adquirió el Ministerio. Nosotros ponemos nuestras máquinas ,mano de obra y energía», puntualizó.

Los insumos que la pareja aportó al principio, cuando la mayoría de las actividades de distribución y comercialización no esenciales estaban paralizadas, más todas las ganas y elementos que siempre hacen falta en este tipo de emprendimientos desinteresados, son aportados de forma voluntaria y ad honorem.

Anabella y Manuel lo realizan «para apoyar a nuestros médicos y enfermeros y enfermeras que son los que están en la primera línea de combate contra el virus en nuestra Provincia», y, además, porque «siempre el club de ciencias Amun Kamapu apoya este tipo de iniciativas ya que parte de la misión del club es interactuar con la comunidad».

Fotos y video: Gentileza Anabella Gómez.