Inicio La Pampa Peón denunció a Bertone

Peón denunció a Bertone

TRABAJADOR RURAL ASEGURA QUE CON SU ESPOSA TRABAJARON EN NEGRO PARA EL FUNCIONARIO MACRISTA

(General Acha) – El peón rural Carlos Ojeda radicó una denuncia penal contra el director regional para la Patagonia de Trabajo de la Nación, Luis Bertone. Lo acusa de haberlo dejado encerrado en el coto de caza «La Colorada», de la zona rural de Quehué, tras despedirlo por teléfono.
El peón se hizo presente ante la sede del ministerio público fiscal de Santa Rosa, más precisamente ante la Unidad de Atención Primaria, donde formuló la presentación contra el funcionario macrista. En un principio se le atribuye haber cometido el delito de privación ilegítima de la libertad, en perjuicio de Carlos Ojeda.

Remisión.
No obstante la causa originada será posteriormente remitida a la fiscalía de General Acha, debido a que el hecho ocurrió en la zona rural de Quehué, que pertenece a su jurisdicción judicial.
El trabajador rural se presentó ante la fiscalía de Santa Rosa, acompañado por su esposa María Liliana Pereyra, y por la abogada Jorgelina Mensi. La denuncia fue presentada en la mañana de ayer. «No sé por qué lo encerró. Si uno despide a una persona manda un telegrama y no hay vuelta atrás. No entiendo como siendo un funcionario trata así a las personas», manifestó Liliana.

Trabajo.
En la entrevista mantenida con LA ARENA, Liliana Pereyra confirmó que se trasladaron ayer a la mañana temprano hacia la capital pampeana, con la finalidad de hacer el reclamo formal ante Relaciones Laborales. Aseguró que optaron por presentarse directamente ellos, porque los abogados que tenían evitaban sus llamados y consultas.
En la oportunidad fueron recibidos por la abogada Jorgelina Mensi, quien le inició los trámites correspondientes para ser incorporados junto a la documentación que Liliana Pereyra ya tenía en su poder.
Señaló que la idea es seguir el tema del cobro del despido sin causa de su esposo Carlos Ojeda. Al igual que su desvinculación, ya que efectuó tareas en negro en el coto cuando había cazadores, ya sea como cocinera y de limpieza de las cabañas.

Inhumano.
«Esperamos a denunciar para que pague lo que corresponde, pero no. Ni siquiera el mes de noviembre trabajado le pagó», dijo en alusión a su marido. «Estamos viviendo con la ayuda de familiares y eso es inhumano», agregó.
Pereyra aseguró que los trámites llevados a cabo ayer también consistieron en una presentación ante el Renatre (Registro Nacional de Trabajadores Rurales y Empleadores), a los fines de gestionar el cobro del fondo de desempleo.
Como se recordará todo comenzó el 22 de noviembre de este año cuando Carlos Ojeda (56 años) pidió a su esposa Liliana (53 años) que avisara a la policía que su empleador, el reconocido empresario Luis Bertone, lo había dejado encerrado en el campo luego de haberlo echado por teléfono.
La presentación de una exposición ante la sede policial de Quehué, hizo que los oficiales intervinieran e hicieran ir hasta el campo al funcionario nacional, quien se constituyó y abrió el candado que había colocado. Aunque Bertone asegura que el peón tenía la llave, Ojeda afirmó que no era así porque el candado original había sido cambiado.
Al reclamo de Ojeda, se sumó el de su esposa Liliana Pereyra, quien denunció que trabajó por el lapso de dos años en negro. Como su esposo fue despedido, ella también perdió el trabajo. Se desempeñaba como cocinera, además hacía tareas de limpieza en las cabañas, cuando llegaban cazadores al coto «La Colorada».