Inicio La Pampa Piqueteros mantienen corte en un yacimiento

Piqueteros mantienen corte en un yacimiento

(25 de Mayo) – El fin de semana la Fiscal de 25 de Mayo, Eugenia Bolzan, instruyó varias causas penales. La primera fue por el corte del acceso a la zona petrolera El Corcovo, que anoche, tras cinco días, se mantenía. En el marco de la pandemia, se encauzaron a protagonistas de una fiesta clandestina en El Sauzal y sorprendieron a vecinos circulando fuera del horario permitido.
Desde el jueves hay un piquete cortando el acceso a la zona petrolera El Corcovo, y los protagonistas son un grupo de unos 30 desocupados de 25 de Mayo.
La medida, según expresaron, es porque varias operadoras en ése centro petrolero habrían tomado personal foráneo incumpliendo con la ley provincial que establece que los puestos laborales deben estar ocupador un 80% de trabajadores de la zona y un 20 por ciento de personal de otras provincias. Dos empresas presentaron denuncias penales y la Fiscalía notificó a 21 personas.
Con el correr de los días, y ante la persistencia y endurecimiento de la medida, varias empresas accedieron a ofrecerles puestos laborales. Los manifestantes le contaron a Radio Génesis que varias prestadoras petroleras -como Zille, Ribeiro, Transbox y Serpa- acordaron ofrecer unos nueve puestos y les permiten operar normalmente. Sin embargo, hasta anoche, continuaban con el piquete porque pretenden más ofertas de trabajo de otras empresas.

Fiesta ilegal.
El domingo, la policía sorprendió a más de 30 personas compartiendo un cumpleaños en una chacra de El Sauzal. Llegaron al lugar luego de tomar conocimiento, a través de llamados de vecinos, que en el lugar se estaba desarrollando una reunión ilegal.
Cuando el personal policial concurrió al inmueble sorprendió a una treintena de personas que participaban de una fiesta de cumpleaños, contrariando las normas vigentes que prohíben las reuniones sociales. El propietario del lugar fue intimado a terminar la fiesta. Después de esto, los uniformados realizaron tareas de prevención en los alrededores a modo de disuasión.
«Ante el hecho consumado, y luego de que se hubo constatado que unas 30 personas estaban reunidas allí, el responsable del lugar enfrenta la causa judicial por violentar los artículos 205 y 239 del Código Penal», explicó el parte policial.
Dentro de los controles que la policía realiza de manera preventiva para garantizar el cumplimiento de las medidas sanitarias, en la noche del domingo sorprendieron tres automóviles circulando fuera del horario permitido.