Inicio La Pampa "Por ahora podemos pagar los sueldos y a los proveedores"

«Por ahora podemos pagar los sueldos y a los proveedores»

URIBURU: CAIDA EN LA RECAUDACION Y TARIFAS DESACTUALIZADAS

La Municipalidad de Uriburu tuvo en los últimos meses, durante la pandemia del Covid-19, una caída en la recaudación por tasas de un 15 por ciento, que se suma a la baja en la coparticipación provincial. Sin embargo, el municipio se encuentra ordenado con lo cual se pagaron en tiempo y forma los sueldos de empleados y funcionarios, y también a los proveedores. El Ejecutivo analiza un aumento en las tarifas por los servicios que presta la comuna, que no se actualiza desde hace tres años. La deuda de frentistas con la comuna es de unos 7 millones.
El intendente Pascual Fernández, en diálogo con este diario, señaló que si bien la situación de cuarentena, que lleva casi 80 días, provocó a una merma en la recaudación de las arcas comunales, por ahora se puede afrontar los gastos por sueldos y el pago a proveedores «sin tener que recurrir a adelantos de coparticipación». Además, lo más importante -dijo- es que el esfuerzo valió la pena debido a que no hay circulación del virus en la provincia y hoy se ve reflejado en la nueva etapa de flexibilización que anunció el gobernador Sergio Ziliotto.
El jefe comunal indicó que la recaudación de las tasas de mayo en relación a diciembre, cuando asumió la nueva gestión de gobierno comunal, «es de un 24 por ciento menos», aunque aclaró que en términos reales «la caída es de alrededor de un 14 por ciento, teniendo en cuenta que diciembre es un mes de mayor consumo en cuanto a agua en relación a mayo».

Actualización.
Fernández manifestó que a principios de año, junto a la secretaria de Hacienda y Finanzas de la comuna, Claudia Galli, pensaron en una nueva ordenanza tarifaria, con actualización de montos por cada servicio que presta el municipio a los vecinos, pero se demorará la presentación del proyecto por la crisis actual.
«Es necesario actualizar la tarifaria, pero entendemos que en la actual situación de crisis no es lo más conveniente para la gente», indicó y agregó: «Hace tres años que en Uriburu no se aumentan las tasas, lo que hace que este totalmente desactualizado con lo que esto significa para todo el movimiento municipal».
Actualmente, en Uriburu alrededor del 50 por ciento de los frentistas paga en término las tasas, señaló el entrevistado, y aseguró que la deuda por tasas asciende a los 7 millones de pesos.
Se analiza, además, alguna medida para premiar al buen contribuyente.
«Estamos estudiando estrategias al respecto que tienen que ver con premiar al buen contribuyente y buscar incentivos para que la gente se comprometa en el pago de las tasas. Actualmente se le deben 7 millones de pesos de tasas al municipio», indicó.
En cuanto a las licencias comerciales, destacó, «al ser cuatrimestrales se puede decir que están dentro de la normalidad».

-¿Se dejó de cobrar las tasas durante la cuarentena?
-Se decidió no enviar a los domicilios el cobro de las tasas entendiendo la situación, lo que no significa que dejamos de prestar el servicio. Ahora que todo se está reactivando se comenzó a cobrar.

-Uriburu es el único pueblo pampeano de la ruta nacional 5 con el servicio de cloacas. ¿Cuánto le facturan a un frentista por mes?
-Es verdad, con orgullo podemos decir eso, pero estamos absolutamente atrasados en lo que se cobra. El pago por las cloacas es mensual y son 40 pesos por frentista, para que dimensionen, se hace con un camión que está valuado 14.000.000 pesos y que en este momento esta en reparación y le va a salir al municipio cerca de $1.000.000. En esto quiero agradecer al Gobierno provincial, planteé el problema y ellos nos dan el aporte para ponerlo en condiciones.

-A la caída en la recaudación municipal se suma la de la coparticipación de Provincia. ¿Cuántos fondos menos les ingresa?
-Tomando en consideración el periodo de enero con respecto a mayo que fue el último, recibimos del Gobierno provincial alrededor de 1.270.000 menos.