Inicio La Pampa Presentan plan para frenar contaminación

Presentan plan para frenar contaminación

EX CONCEJAL DIJO QUE LOS CASTENSES GENERAN 5.700 TONELADAS DE RESIDUOS SOLIDOS URBANOS POR AÑO

El ex concejal del PJ castense Néstor Ferrero utilizó la Banca Ciudadana en el Concejo Deliberante para plantear la imperiosa necesidad de comenzar a implementar un programa de tratamiento integral de Residuos Sólidos Urbanos (RSU) en Eduardo Castex.
“Los castenses generan anualmente alrededor de 5.700 toneladas de residuos, en su mayor
parte se encuentran depositadas en el basural a cielo abierto, y esto equivale a unos 114 camiones tipo graneros por año”, relató Ferrero, que es bioquímico. Y aclaró que esas cifras son aproximadas porque la cantidad de residuos que se produce “dependen de la coyuntura económica y el nivel de consumo” e incluso de las decisiones de marketing de las empresas que optan por envasar sus productos en materiales descartables.
La problemática de los RSU se instaló en las últimas semanas, después que el intendente Darío Balsa que pretende desarrollar “una fuerte campaña” de separación domiciliaria de los residuos, después que desde Nación le transmitieran que otorgarían financiamiento para un proyecto que previamente habían aprobado.
Ferrero presentó una propuesta como proyecto de ordenanza, dado que siempre estuvo vinculado con la ecología y la protección del medio ambiente.

Tratamiento general.
La iniciativa de Ferrero contiene importante y detallada información para implementar un programa de “tratamiento general de los residuos” de Castex, planteando la reducción progresiva “de la disposición final de los RSU con plazos y metas concretas por medio de la adopción de un conjunto de medidas orientadas a la reducción en la generación de residuos, la separación en origen, reciclaje y compostaje”.
El proyecto del vecino establece un cronograma de reducción progresiva de la cantidad de RSU depositados en el basural a cielo abierto. Teniendo en cuenta la situación de este año, detalló que la meta será para 2025 la reducción en un 50%; un 75% de reducción para 2029 y llegar a 2033 lo más cerca posible a “basura cero”.
“Con la implementación de algunas primeras medidas se puede alcanzar una reducción significativa en poco tiempo, y hasta 2033 hay un plazo suficiente para provocar el cambio de hábitos necesarios y la puesta en marcha de programas exitosos de separaciones y reciclaje”,
aseguró Ferrero.

Problemática compleja.
El tratamiento de los RSU es la temática que preocupa “a todos los intendentes del país por los problemas que genera en la salud pública y el desfasaje que provoca en los presupuestos por la inversión que se debe realizar”, reconoció Ferrero.
El ex concejal realizó numerosos seminarios y cursos de programas nacionales, porque siempre se ocupó de esta temática. Asegura que actualmente “estamos a tiempo de poder dar el ejemplo para tratar este tema”, pero se debe aplicar “el ingenio y la técnica” para realizar
“un enfoque racional y saludable para las necesidades de 10 mil personas”.
“Esta verdadera revolución debe tener como protagonistas a los vecinos, a los recuperadores, a las empresas y comercios y al gobierno (municipal) que debe establecer las reglas y condiciones para que se cumplan los plazos previstos”, destacó.