Presentan Tren Norpatagónico que pasará por la provincia

LA LICITACION SE HARA EN DICIEMBRE

El gobierno nacional presentó ayer el proyecto del Tren Norpatagónico, que unirá Vaca Muerta con Bahía Blanca y que pasará por la localidad pampeana de La Adela. La licitación de la obra está prevista para diciembre a través del polémico programa PPP (Participación Público Privada) y se estima que esté operativo desde 2023.
El ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, encabezó ayer el acto que se hizo en la Casa de la provincia de Neuquén, donde estuvo el gobernador de ese distrito, Omar Gutiérrez, el rionegrino Alberto Wereltineck y el intendente bahiense Héctor Gay.
Según los funcionarios nacionales, se espera que en los primeros meses de 2019 la obra estará adjudicada y que, luego de cuatro años de construcción, en 2023 la vía se encuentre activa entre el puerto de Ingeniero White y el megayacimiento de gas y petróleo.
La inversión rondará los 550 millones de dólares y de acuerdo a Dietrich se generán “10 mil empleos directos”.
El proyecto implica un corredor ferroviario que enlazará el puerto bahiense con Vaca Muerta, uno de los yacimientos petroleros más importantes del mundo, y que pasará por La Adela. El transporte estará orientado al traslado de insumos y productos petroleros, pero la intención es extender el servicio a las producciones regionales del Alto Valle y al traslado de pasajeros.
El diario Río Negro recibió tiempo atrás la confirmación de fuentes de Techint que la firma está interesada no solo en financiar la construcción sino también en la operación del tren. Para ese grupo empresario el tren permitirá eficientizar los costos del proyecto Vaca Muerta al abaratar por un lado los costos de transporte de los tubos de Tenaris, y por el otro de las arenas que necesita su brazo petrolero Tecpetrol.

La obra.
Se trata de un corredor ferroviario de 700 kilómetros que se extenderá por las provincias de Buenos Aires, La Pampa, Río Negro y Neuquén. Los trabajos consisten en la recuperación de unos 585 kilómetros del tendido férreo del Ferrocarril Roca entre Bahía Blanca y la localidad rionegrina de Contralmirante Cordero, en cercanías de Cipolletti, y de ahí la construcción de una nueva vía de 115 kilómetros hasta la localidad neuquina de Añelo, centro de operaciones del yacimiento Vaca Muerta.
La incidencia económica en la zona no está dimensionada porque aunque nació a través de un proyecto netamente orientado a optimizar el transporte relacionado con la producción petrolera del yacimiento Vaca Muerta, también incorporarían al servicio de carga los productos del sector minero, hortícola y frutícola. También, en forma aleatoria, podrían incorporar el traslado de pasajeros lo que tendría un efecto social de interés e importancia.

Alto impacto.
Otra incidencia que tendría en las localidades aledañas al tendido férreo, como lo es el conglomerado La Adela-Río Colorado, estará relacionado con los puestos de trabajo que demanda la obra. Asimismo sería significativa la movilización de las economías locales a través de la demanda de servicios, inmobiliarios, gastronómicos, comerciales, entre otros sectores.
El intendente de La Adela, Juan Barrionuevo, dijo tiempo atrás que “una obra así puede ser de alto impacto para la zona”. Y recordó que “por el ejido de la localidad pasan unos cuantos kilómetros de vías, unos 60 que van desde el Meridiano V hasta que se produce el cruce del Colorado”.