Inicio La Pampa Presentaron protocolo para la actividad artística y cultural

Presentaron protocolo para la actividad artística y cultural

Productoras, espacios culturales, artistas y trabajadores y trabajadoras de la música presentaron ante las autoridades gubernamentales, en el marco de la pandemia de Covid-19, un protocolo para reactivar al sector.

Según informaron en un comunicado, «a raíz de la situación actual, músicos, artistas y trabajadores afines a la cultura del mundo han sido obligados a suspender sus presentaciones y audiciones y serán, probablemente, los últimos en retomar la actividad».

Esta situación «provoca una caída sustancial del ingreso económico del sector, como también la limitación de acceso y goce al público general a eventos culturales». En ese sentido, destacaron que La Pampa «está entrando en fase 5 de confinamiento y con ella la posibilidad de habilitar un gran marco de actividades sociales, tomando las medidas de higiene y distanciamiento correspondientes».

Por estos motivos, elaboraron un protocolo «adaptado a la problemática provincial», pero basado en el de Santa Fe, «el único aprobado a nivel nacional para poder transmitir en vivo y reactivar la actividad en salas de ensayos». 

El protocolo.

El objetivo del documento presentado es «determinar y difundir las medidas preventivas en materia de Higiene y Condiciones para el desarrollo de la actividad de artistas como servicios a prestar a distancia, los cuales pueden funcionar en el marco de la emergencia sanitaria por la Pandemia de Coronavirus (COVID-19)».

Esto alcanza a «salas de grabación y ensayos, a sus trabajadores y a los colaboradores del entorno cultural».

Si bien se especifican diversos aspectos relacionados a la dinámica del sector, en el protocolo «se establecen una serie de medidas generales de prevención y protección que pueden servir como guía para garantizar la seguridad y salud del equipo de producción».  

Entre ellas se encuentran el «uso de barbijo social obligatorio al salir del domicilio; distanciamiento interpersonal, mínimo entre 1,5 y 2 metros. Siempre que sea posible, se debe mantener una separación física de al menos 2 metros. Se debe planificar el trabajo para mantener esa distancia como norma general». 

También establece el «lavado de manos frecuente con agua y jabón periódicamente y/o soluciones a base de alcohol. Se contará con alcohol en gel en diferentes sectores de trabajo, así como jabón en los sanitarios». 

Con respecto al ingreso a la sala, se deberá «contar con un trapo de piso húmedo con la dilución de agua lavandina para higiene de las suelas del calzado» y deberá evitarse el «contacto físico entre empleados, asistentes y músicos, evitando reuniones grupales». 

«Ventilar la totalidad de los ambientes frecuentemente; se prohíbe terminantemente compartir utensilios e instrumentos personales; el ingreso al sector de baños debe realizarse de a una persona por vez y realizar la higiene de manos correspondiente al salir del mismo», son otras de las medidas preventivas. 

El protocolo dispone que, al final de cada turno de trabajo, «se debe rociar el sector y/o herramienta utilizada con un aspersor con material desinfectante». También deberán desinfectarse «espacios comunes (baños, pasillos, lugares de alimentación) con agua con lavandina».