Proponen crear un Centro Maternal

REUNION EN CARRO QUEMADO

El intendente de Carro Quemado, Oscar Huarte, recibió hace unos días en su despacho al subsecretario de Niñez, Adolescencia y Familia, Juan Pablo Bonino, a quien le presentó un proyecto para construir en el pueblo un Centro Maternal para la atención de niños y niñas desde los 9 meses hasta los 3 años inclusive. La comuna ya cuenta con un pero debería realizarle modificaciones estructurales y para ello necesita los recursos económicos.
De la reunión también participaron las docentes del nivel inicial Silvana Andrea Schroeder y Miriam Alejandra Sosa, quienes le explicaron al funcionario provincial los objetivos generales que persigue la propuesta.
Las autoras de la iniciativa expusieron que uno de los compromisos del Estado provincial y municipal es la implementación de políticas públicas que cuiden a las infancias, sin distinción social, cultural ni étnica. En ese sentido, contaron que el propósito del proyecto es crear un espacio físico para que padres y madres puedan dejar a sus hijos en dicho establecimiento donde aprenderían a manifestarse a través del juego bajo la supervisión de profesionales.

Funcionamiento.
El Centro Maternal funcionaría de lunes a viernes en horario a establecerse y su nombre sería “Ojitos Risueños”. Sus instalaciones serían el ámbito ideal para promover el aprendizaje de los niños, favorecer el proceso de construcción de sus identidades, la autonomía personal y la pertenencia a la comunidad local.
Además se realizarían juegos de alto valor cultural para el desarrollo cognitivo, afectivo, ético y se motivaría la capacidad de expresión y comunicación a través de distintos lenguajes verbales y no verbales: el movimiento, la música, expresión plástica y literaria.

Edificio.
El edificio estaría dividido por sectores, primordiales para la atención adecuada y mejor educación de los infantes y necesitaría baños exclusivos y sector de cocina para la copa de leche y alimentación de los niños. Tendría una sala de bebés con tres sectores: uno para el cambiado y la higiene, otro de las cunas o el sueño y un tercero de juegos didácticos. “Aspiramos a garantizar una mejor enseñanza y contención de los infantes, detectar tempranamente y atender necesidades educativas”, concluyeron en la propuesta. (Fotografía: ilustrativa)