Inicio La Pampa "Queremos una solución"

«Queremos una solución»

PIDEN CENTRO DE VERIFICACION

(Realicó) – Titulares de gestorías, mandatarios, gestores, encargados del Registró Automotor, de automóviles, motos y de maquinarias agrícolas, entre otros, solicitan que en forma urgente se instale un centro fijo de verificación automotor. Algunos de los peticionantes relataron a este diario que «hace algunos años la policía de Realicó tenía en forma permanente un centro de verificación, pero luego se fue retirando el personal policial que estaba a cargo de esa tarea y se perdió. Estuvimos más de 30 días sin poder verificar los vehículos aquí en Realicó porque el personal policial estaba aislado por la pandemia provocada por el Covid-19. Los vecinos tenían que viajar a Bernardo Larroudé o a Ingeniero Luiggi. Tenemos que tener en cuenta que el Registro Automotor está en Realicó».
Otro de los gestores dijo que «lamentablemente el ministro de Seguridad de la provincia, Horacio Di Nápoli no estuvo en esta localidad el pasado lunes para llevarle la inquietud».
Es imperioso instalar un puesto de verificación automotor fijo con atención de dos días por semana como mínimo y con disponibilidad de horario y turnos suficientes para satisfacer la demanda de toda la gente que llega de la zona para inscribir un vehículo.
Realicó, es cabecera de Departamento y donde se encuentra físicamente emplazado el Registro Seccional del Automotor. Atiende a la población de Realicó, Maisonnave, Rancul, Parera, Ingeniero Luiggi, Embajador Martini, Alta Italia, Ojeda, Falucho Coronel Hilario Lagos, Adolfo Van Praet, entre otros lugares.
«Consideramos que nuestro pedido es más que justificado no sólo por los tiempo de pandemia que nos toca transitar, debido a que circunstancialmente el personal involucrado en la tarea deba estar aislado, sino también porque pretendemos una solución definitiva», expresaron.
Por último sostienen que «se trata de un servicio que complementa la actividad de los mandatarios, agencias automotrices, debido a que forman a parte de nuestra actividad laboral, y la falta de un centro de verificador causa grandes perjuicios económicos».