Inicio La Pampa Riego: Mendoza continúa con el derroche

Riego: Mendoza continúa con el derroche

Que la provincia de Mendoza hace un uso unilateral del río Atuel pese al derecho que le asiste a La Pampa es sabido por todos. Y también que se realiza un pésimo aprovechamiento del agua, un dato que se conoce hace tiempo pero que se ratifica en diferentes estudios.
El Instituto de Desarrollo Rural presentó un interesante trabajo sobre la realidad productiva del agro en los diferentes oasis de Mendoza y una de las situaciones que más llama la atención es la poca tecnificación de riego que existe en el sur de la provincia vecina, siendo -por lejos- la zona que menos ha avanzado en esta temática, según publicó diariosanrafael.com.
«En el Oasis Sur solo existen 1.413 hectáreas de riego por goteo y 21 por aspersión», marca el trabajo, mientras que en el Este hay «5.924 hectáreas de riego por goteo y 326 por aspersión».
La diferencia se da en el Norte, donde ya trabajan con 9.294 hectáreas de riego por goteo y 184 de aspersión, mientras que en Valle de Uco (donde el acceso al agua superficial es bajo y se debe trabajar con muchas perforaciones) se llega a 23.409 de riego por goteo y 339 por aspersión.
En tanto, si bien San Rafael es el quinto departamento con mayor extensión de hectáreas de vid, el trabajo muestra una situación de disparidad y una caída en los últimos años. Uno de los datos más alarmantes es la poca tecnificación de riego, cuando el recurso hídrico es cada vez más escaso.
El departamento de Mendoza con mayor superficie cultivada es San Martín, con 18,6% del total. Le siguen en importancia Luján de Cuyo (10,2%), Rivadavia (10%), Lavalle (8,8%), San Rafael (8,6%), Maipú (7,7%) y Junín (7,5%).
La superficie de vid en esa provincia ha disminuido 5.935 hectáreas en los últimos 10 años y el departamento de San Rafael es uno de los que más retracción muestra. De 2008 a la fecha se perdieron 2.519 hectáreas, un 16% del total, mientras que en General Alvear la caída fue más fuerte, con un 32%, según el trabajo publicado.

Producción.
Al analizar las variables de producción, los más perjudicados son el Este y el Sur, mientras que los mejores resultados se dan en el Norte y Valle de Uco.
En el Este se habla de «alta variabilidad, regular manejo tecnológico, mecanización limitada y productividad media debido al bajo manejo tecnológico» y en el Sur «se observa una fuerte oscilación en la producción, bajo manejo tecnológico y rendimientos bajos», según el informe.
En Valle de Uco la «producción tiene mayor estabilidad, buen manejo tecnológico y mecanización avanzada», con un menor rendimiento en el sector Oeste.