Inicio La Pampa Río Negro exporta asado a Europa

Río Negro exporta asado a Europa

UN CORTE CARO EN ESA PROVINCIA POR LA BARRERA COMERCIAL A LA CARNE CON HUESO

«La industria frigorífica argentina parece haber perdido la brújula», opinó días atrás el periodista Matías Longoni, del blog bichosdecampo.com. El ex periodista de Clarín reparó en una crónica
fechada el 6 de octubre en un detalle que pasó desapercibido cuando el gobierno nacional, con bombos y platillos, anunció que Argentina había exportado asado a Europa.
«En las últimas horas se presentó como una gran novedad la exportación de carne vacuna con hueso, incluido el popular asado, a algunos países de Europa. Ciertamente es una rareza histórica. Pero tan insólito negocio, por razones sanitarias, obviamente solo puede hacerse desde la región libre de vacunación contra la fiebre aftosa ubicada al sur del Río Colorado, tras la Barrera Sanitaria Patagónica. En esa región, debido a que se impide el ingreso de carne con hueso desde el norte del país, el precio del asado para la población local es casi como sufrir un asalto a mano armada. ¿Cómo caerá la noticia de esta exportación entre sus habitantes?», reflexionó el cronista.
La Pampa lleva años reclamando al Senasa que libere el tránsito de carne con hueso de La Pampa hacia el sur del río Colorado. El propio gobernador Carlos Verna ha llegado a mencionar que la verdadera razón para que la barrera permanezca tiene más relación con los negocios frigoríficos de algún alto funcionario del gobierno Alberto Weretilneck que con la prevención de enfermedades en los rodeos de la provincia ubicada al sur del río Colorado.

Solo uno.
Fridevi es el único frigorífico que está habilitado para exportar en toda la región que integran cuatro provincias: Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego, además de los partidos bonaerenses de Villarino y Carmen de Patagones. Desde Alemania, donde se realiza la feria Anuga, el empresario Nicolás Lotrecchiano anunció que Fridevi vendió asado argentino en Europa por primera vez en 50 años.
El canal que usó para comunicar la novedad fue el Instituto de Promoción de la Carne Vacuna (Ipcva) que, irónicamente, es presidido por un pampeano, el radical Ulises «Chito» Forte.
Además de asado, la tonelada de carne con hueso estaba compuesta también por bife ancho con hueso, bife angosto y T-Bone. «Es decir, por muchos de los cortes que resultan casi impagables para la población de la Patagonia que, debido a que está ubicada al sur de la barrera patagónica, debe abastecerse de carne con hueso solo de esta región, pues no está habilitado el ingreso de asado desde el norte del país, donde es mucho más abundante. Según diversos informes, el sobrecosto del asado al sur de la Barrera llega a ser de 50/60% respecto del resto del país», dijo Longoni.
El blog bichosdecampo.com citó, además, algunas expresiones de Forte: «La carne con hueso llegó luego de 50 años a Europa y llegó vía la Patagonia; es una buena noticia la que estamos dando».

Antipatía.
Para el cronista que hasta el año pasado se desempeñó en el diario Clarín, es cada vez más indisimulable la tensión entre los dos grandes mercados que tiene la carne vacuna argentina. «En agosto, las exportaciones tocaron un pico histórico de participación del 30% (en el acumulado de todo el año rondan el 25% del total de la producción), mientras que el consumo interno muestra signos de mucha fatiga (hay un 10% de caída de las ventas respecto de 2018), debido a la crisis económica y la falta de poder adquisitivo de la población», reza el artículo.
«En este contexto -concluyó el cronista-, se sobreentiende, los frigoríficos exportadores deberían ser muy cuidadosos con los negocios que realizan, pues cae de maduro que podrían ganarse la antipatía del consumidor argentino que enfrenta dificultades para acceder a tan popular alimento. En el caso de la Patagonia mucho más, porque las restricciones a la carne con hueso son históricas y porque varias veces el gobierno nacional se opuso a que la región pudiera ser provista de asado desde el norte del país, un planteo recurrente de los ganaderos de La Pampa».