Santarroseño detenido por el robo a vivienda

WINIFREDA: RECUPERAN MAYORIA DE ELEMENTOS

La policía de Winifreda detuvo el viernes a un santarroseño de 33 años como sospechoso del robo a una vivienda municipal. Al momento de efectuarse su detención decidió tomar una actitud hostil con un arma blanca hacia el personal policial, pero fue reducido. El hombre tendría relación directa con el ilícito dado que gran parte de los elementos sustraídos fueron hallados en su poder. Los restantes los habría vendido a particulares y esos compradores debieron devolverlos.
El jefe de la comisaría, Juan Bustos Paulino, informó a LA ARENA que el episodio delictivo sucedió el jueves a la noche en momentos en que el inmueble se encontraba deshabitado dado que su única moradora estaba trabajando en la zona rural.
“Aprovechando su ausencia, rompieron el vidrio de una ventaba y sustrajeron colchones, acolchados, almohadas, frazadas de una pieza, un calefón eléctrico, entre otros objetos. La mujer se dio cuenta al día siguiente cuando regresó a su domicilio. La damnificada es Ester Doys, quien a veces se queda en su lugar de trabajo y a veces se viene a dormir al pueblo. Ella desde hace un tiempo habita una vivienda municipal y quedó muy asustada por la situación vivida”, agregó Paulino.
Personal de Criminalística de la URI de Santa Rosa trabajó en la casa en busca de huellas y rastros. El viernes, los efectivos, con autorización judicial, procedieron a la detención de una persona oriunda de Santa Rosa, que estaría viviendo en la localidad hace aproximadamente un mes y secuestraron la totalidad de los elementos.
“Algunos los tenía en su poder y otros ya los había comercializado. El colchón y el acolchado habían sido adquiridos por gente del pueblo y también fueron secuestrados”, continuó el uniformado.
“Este hombre portaba un cuchillo en su cintura, cuando intentó sacarlo rápidamente interviene el personal policial, se produce un forcejeo, lo tiran al suelo y proceden a esposarlo. No pasó a mayores”, agregó. “Tiene antecedentes judiciales y acá estaba en pareja con una mujer de la localidad y hace changas”, apuntó el jefe policial.
El detenido afronta una causa judicial por “robo” y otra por “resistencia y atentado a la autoridad”. Interviene la fiscalía de delitos contra la propiedad.

No funciona cámara.
En otro orden, una vecina tomó conocimiento que la cámara de seguridad que monitorea la salida de las dos escuelas del pueblo no funcionaba cuando le chocaron su motocicleta.
La mujer había estacionado su rodado frente a un establecimiento educativo y después de realizar unas diligencias lo encontró chocado. Manifestó su indignación en Facebook porque no apareció el o la responsable.
Por esa misma red social, una pobladora le recomendó que se acercara a la comisaría para pedir las grabaciones de las cámaras de seguridad urbana. La propietaria de la moto dio a entender que así lo hizo cuando posteó: “La cámara no funciona, se rompió”.