Se acentúa la búsqueda de trabajo en Santa Rosa

Los elevados índices de desocupación parecen no dar tregua y con ello aumenta la desesperación de las personas -jóvenes y algunas no tanto- por encontrar un trabajo para intentar sortear la crisis. Ya son muchos los anuncios que circulan por Internet, y en especial las redes sociales, para encontrar un puesto laboral. Los pedidos también se reflejan en los clasificados de este diario que, en ocasiones, suelen publicarse en más de una ocasión.

Los altos índices de desempleo que azotan nuestra ciudad -el último informe del Indec posicionó a Santa Rosa-Toay como el conglomerado con mayor falta de empleo- moviliza a cientos de personas día a día en una búsqueda desesperada por trabajo. Las redes sociales y los avisos clasificados reflejan esta dura realidad.

En grupos de búsqueda de trabajo en Facebook, la oferta de mano de obra desocupada aumentó notablemente en los últimos meses. Desde el año pasado se viene registrando un incremento de los usuarios en varios de estos sitios. La razón, sencilla: ante la falta de oportunidades en los canales “tradicionales”, los pampeanos se vuelcan en las redes sociales con el afán de encontrar aunque sea una changa que los ayude a afrontar la crisis que atraviesa el país.

Trabajos de albañilería, plomería, electricista, atención al público, limpieza de casas y cuidados de personas, son las tareas que más se ofrecen en los pedidos de los usuarios, aunque no faltan tampoco los “ofrecidos” profesionales. Las edades varían: desde los 18 años hasta personas pasadas las 50.

“Hola me llamo Romina, tengo 40 años y al igual que muchos necesito trabajar. Lo necesito mucho de verdad, esta situación de no conseguir nada me desespera. Me ofrezco para limpieza de casas, oficinas, negocios atención al público”, reza una de las tantas publicaciones.
En la otra vereda, la realidad es opuesta. Las ofertas de trabajo menguan y, de haberlas, el pedido de información o comentarios en cada uno de estos avisos se multiplican.

Clasificados.
Esta realidad también se puede observar en los avisos clasificados de LA ARENA, donde decenas de personas utilizan un espacio para ofrecer sus servicios: ayudante de albañil, mantenimiento de quintas, cuidado de personas, limpieza, entre otros. Algunos de ellos remarcaron el carácter de “urgente” en su publicación. Al igual que en las redes, los pedidos superan con creces a las ofertas de trabajo.