Se clausuró una fiesta privada con más de 100 menores

Personal de la subdirección de Nocturnidad clausuró, ayer a las 3:30 de la madrugada, una fiesta privada en Santa Rosa. A raíz de denuncias por ruidos molestos, el personal se presentó en una casa situada sobre la calle Carmona, entre Italia y Antártida Argentina.

Allí había una fiesta privada con “canilla libre” y era organizada por un joven de 15 años con la presencia de casi un centenar de personas, de los cuales más de 20 eran menores de entre 13 y 17 años.

“Al no encontrarse en el lugar ningún adulto responsable, se solicitó la presencia de la unidad funcional de Género, Niñez y Adolescencia, la cuál procedió a realizar la entrega de las y los jóvenes a cada uno de sus padres. Más tarde se hizo presente un adulto familiar del organizador, por lo cual se dio por finalizado el evento”, indicaron desde el municipio.