Sigue el paro y los estudiantes toman hoy la universidad

Otra jornada intensa vivió ayer toda la comunidad universitaria. Luego de que trascendiera la noticia de que el gobierno nacional no superará el 15% de oferta salarial para los gremios, tanto docentes, como estudiantes, graduados y alumnos de secundaria se manifestaron, y, en dos asambleas, definieron las próximas medidas de fuerza.
A las siete de la tarde, en la calle Coronel Gil, frente a la sede de la UNLPam, alrededor de 400 estudiantes se reunieron y votaron los pasos a seguir en medio del conflicto universitario. Después de dos horas de discusión -de la que también participaron aproximadamente 50 docentes- decidieron tomar el edificio central de la Universidad, cortar la ruta nacional 5 y organizar distintas ollas populares.
Luego de la toma hoy a las 19, en otra asamblea, decidirán si esta metodología se extiende hacia el resto de las facultades. En tanto, dentro de las acciones de visibilidad, estudiantes de secundaria propusieron, además, una charla de Educación Sexual Integral con perspectiva de género, y desmintieron los dichos de la ministra de Educación, María Cristina Garello, cuando afirmó que esa materia se dicta en las escuelas.
Antes de esto, a las 18, 100 docentes se juntaron durante una hora, para discutir fundamentalmente la posibilidad de expandir la suspensión de las clases por cinco semanas consecutivas.
Al mismo tiempo, el secretario general de ADU, Santiago Audisio, contó que la reunión de mañana, entre el oficialismo nacional y los sindicatos, será solamente para detallar de qué manera se distribuirá el 15%, es decir, una “paritaria técnica”.
Además, se hablaron sobre los micros que se enviarán a Buenos Aires este jueves, para la marcha docente, y se mencionaron los detalles de la manifestación que organizarán en Santa Rosa.
Por último, remarcaron la indignación general sobre la oferta del poder ejecutivo, y lanzaron la propuesta de apoyar la toma de los alumnos, para que los docentes sean parte de la misma.

Propuesta insuficiente.
Luego de la quinta reunión paritaria entre los seis gremios docentes universitarios y el Ministerio de Educación de la Nación, el conflicto sigue vigente. El oficialismo propuso adelantar para septiembre la tercera cuota del 4,2%, que estaba prevista para noviembre, pero mantuvo intacto el 15% de aumento salarial. Por tal motivo, la oferta fue rechazada y la negociación pasó a un cuarto intermedio para mañana a las 10. No obstante, solo el sindicato de Conadu Histórica mantuvo el paro.
Mientras muchos especialistas señalan que la inflación para fin de año será del 40%, los gremios insisten en un aumento paritario del 30% (con cláusula gatillo), y el Ejecutivo ofrece -desde mayo- el 15% en tres partes (sin cláusula gatillo).
En simultáneo, siguen reclamando la devolución de, aproximadamente, 4 mil millones de pesos de recorte presupuestario en las universidades.
Esta será la cuarta semana consecutiva de paro. Un conflicto que afecta a 57 instituciones educativas en el país. En este contexto, el gobierno mantuvo el porcentaje salarial, aunque admitió que “es poco” frente al proceso inflacionario.
Hasta ahora, se planteó a los sindicatos docentes un aumento del 5% a mayo (ya cobrado), otro 5,8% en agosto (que se pagará el mes que viene) y un 4,2% en septiembre a cobrar en octubre, que en principio estaba fijado para noviembre.

Marcha.
Conadu Histórica manifestó que esta propuesta “nos lleva a una pérdida salarial acumulada del 9% entre marzo y septiembre, debido a que la inflación al mes de agosto supera el 19%, y nuestros salarios aumentaron el 10,8%”.
Por esto, ratificaron la continuidad del no inicio de las clases, con el cese total de actividades, y “la convocatoria a movilizarse el próximo jueves 30, desde el Congreso de la Nación, y en todas las plazas del país”, expresaron a través de un comunicado.
El secretario general de Conadu Histórica, Luis Tiscornia, luego del encuentro, aseguró que “el objetivo de los gremios docentes es que se mantenga mínimamente el poder adquisitivo de los salarios”.

Negó ajuste.
El ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro, que encabezó el encuentro con los gremios, expresó que “para nosotros la reunión fue un avance. Hay un reclamo que consideramos legítimo y a partir del miércoles vamos a comenzar a resolver”, dijo.
Sin embargo, el funcionario negó que exista un recorte en el presupuesto para su cantera en general, y para las universidades públicas en particular. “No hay ajuste en el marco del acuerdo con el FMI. No hay obras comenzadas que se hayan suspendido en las universidades, no hubo subejecución (de fondos) en ningún aspecto”, remarcó.

Universidad movilizada.
Desde el 6 de agosto, cuando los sindicatos rechazaron el porcentaje salarial, comenzaron las medidas de fuerza. La primera semana suspendieron las clases. La segunda semana de paro, empezaron a movilizarse y a marchar en las calles.
La tercera semana se desarrollaron clases públicas, festivales y marchas. Los estudiantes decidieron en asamblea tomar la universidad, con el cese absoluto de las actividades, hasta el viernes pasado, que marcharon hasta la sede de Cambiemos.
Ayer, los alumnos de la Universidad Nacional de La Pampa hicieron una vigilia, mientras esperaban el resultado de la reunión paritaria. Luego, los enfermeros dieron una clase pública frente al Club Italiano, y marcharon hasta la sede central de la UNLPam. Por último, llevaron adelante una asamblea de docentes, y después una de estudiantes, donde definieron tomar nuevamente la Universidad, entre otras medidas.

Macri recibe a rectores
En medio del conflicto, al menos 25 rectores de universidades nacionales serán recibidos hoy por el presidente Mauricio Macri. Será a las 17 en la Casa Rosada donde también estará el ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro. En la reunión con los rectores de las principales universidades nacionales, Macri describirá en detalle la situación económica que atraviesa el país y, también, compartirá su visión sobre la importancia de la Educación y los planes que tiene por delante su Gobierno, según se informó.