Inicio La Pampa Un imputado por abigeato

Un imputado por abigeato

CARNEARON SEIS TERNEROS EN CAMPO SANTARROSEÑO

Efectivos policiales de la División de Seguridad Rural demoraron a un hombre de 50 años por un caso de abigeato. A su vez, en los allanamientos se secuestraron cuatro plantas de marihuana.
El pasado martes, el propietario del predio «El Perico» de Santa Rosa, quien a su vez tiene arrendado el campo lindante denominado «La Mariquita», denunció que desconocidos carnearon en la madrugada a 6 terneros raza Aberdeen Angus de aproximadamente 70 kilogramos y dejaron las vísceras y las cabezas. Ante esto, personal policial de la División Seguridad Rural – UR1 siguieron las huellas de los autores, que se dirigieron en dirección al barrio Zona Norte de la capital pampeana. Allí, los efectivos lograron dar con el domicilio donde habrían arribado los autores del hecho.
Por otra parte, ayer se llevó a cabo un allanamiento, en conjunto con personal del Grupo Especial y la Sección Canes. Según explicaron fuentes policiales a LA ARENA, en el lugar se localizó «una heladera con freezer sustancias cárnicas que estarían relacionadas con el presente hecho en cuestión. También se secuestró un teléfono celular, dos pares de zapatillas, prendas de vestir varias, un gorro de lana, una mochila y un cuchillo». Todos estos elementos se encontraron con manchas de sangre.
Además se encontró un trozo de cuero de vacuno y balas calibre 357. Allí, intervino la Agencia Investigación Científica (AIC) y una perito Médica Veterinaria, realizando las pericias pertinentes en el lugar.
Por el hecho, fue imputado un hombre de 50 años, quien finalmente fue notificado en libertad a disposición de Fiscalía.

Drogas y fauna.
Por otra parte, en el operativo se constató que el sospechoso poseía cuatro plantas de marihuana. Por estos motivos, se le dio intervención al Personal División Toxicomanía y al Juzgado Federal por infracción Ley 23.737.
A su vez, se labraron actuaciones en el marco de la Ley Provincial de Conservación Fauna Silvestre, debido a que se secuestró una «cotorra» con jaula, en cautiverio.