Inicio La Pampa Un joven volcó, abandonó el auto y se fue a dormir

Un joven volcó, abandonó el auto y se fue a dormir

25 DE MAYO: LA POLICIA INTERCEPTO A DOS AUTOMOVILISTAS ALCOHOLIZADOS

A pesar de los continuos operativos de control vehicular, continúan las situaciones de riesgo para la vida de jóvenes de la zona. En el fin de semana se produjo otro vuelco, aunque sin lesionados, se secuestraron cuatro vehículos y sorprendieron a dos automovilistas alcoholizados.
La ciudad está sensibilizada con este tema. Hace unos días fallecieron tres jóvenes a causa de un accidente a la salida de un local nocturno en el acceso. Y en esta semana tres jovencitos se cayeron a un canal donde quedaron invertidos y se salvaron porque había poca agua. Ayer hubo otro incidente que afortunadamente tampoco arrojó víctimas.

«Está durmiendo».
El medio Radio Génesis reportó un hecho insólito que se habría registrado en la madrugada de ayer. Vecinos de esta ciudad dieron a conocer que en el camino por el que se llega al relleno sanitario municipal, había un auto abandonado.
Cuando la policía llegó al lugar constató que, sin dudas, se trataba de un vuelco. El automóvil, un Volkswagen Gol de color gris, estaba sobre sus cuatro ruedas pero con signos evidentes, en la carrocería y rastros en el lugar, de haber protagonizado un despiste y posterior vuelco.
Desde la Comisaría departamental constataron la propiedad del rodado y con esos datos fueron a la casa de la familia donde el joven reside. Allí no pudieron hablar con el conductor, porque los atendió la madre, y les dijo que su hijo «estaba durmiendo» y no lo pudo despertar, al parecer debido al efecto del alcohol.
Aún no contaban con la declaración del protagonista de este insólito siniestro vial, pero, a partir de los datos que recogieron, el joven habría descendido del automóvil por sus propios medios y, abandonándolo tal como había quedado, se fue a dormir a su casa. Ahora la policía le exigió lo remueva del lugar.

Controles.
La policía informó que realizaron en el ingreso a la ciudad por la ruta provincial 34 sendos controles de documentación y alcoholemia en las madrugadas del sábado y domingo. En el primero de ellos, que tuvo lugar entre las horas 5 y 7 , en la rotonda de acceso «se procedió al secuestro de dos minibús por falta de documentación, en tanto que no se registraron casos de alcoholemia», confirmaron.
Asimismo en el mismo lugar y horario se repitió la actividad de control. Esta vez, alcoholímetro por medio, los policía detectaron que un joven tenía un alto nivel de alcohol en sangre: 1,55. Y en otro de los test, practicado a una joven mujer, el índice fue de 0,61. En ambos casos se retuvieron los vehículos.