Un preso pide una casa para su pareja e hijo

RECLAMO PARA EL IPAV

Un interno de la Unidad 4, Colonia Penal de Santa Rosa, manifestó estar preocupado por su pareja y su hijo, un niño de seis años, quienes viven en una vivienda con al menos nueve personas más. El recluso, que cumple una condena de siete años por robo -la pena fue unificada con otros hechos- indicó que “mi pareja está anotada en el IPAV, pero le dicen que no puede acceder a la casa porque está anotada en el 2013”.
Con respecto a esa situación, un grupo de madres se manifestó el pasado 17 de mayo frente a las oficinas del Instituto Autárquico de la Vivienda en reclamo de una vivienda social. Por ello, una fuente consultada por LA ARENA manifestó en su momento que “hay 5.000 personas anotadas para mil viviendas y es imposible que todo el mundo vaya a quedar cubierto con las adjudicaciones, siendo lo estricto que hay que ser en estos casos, sobre todo por la disparidad entre la cantidad de viviendas y la cantidad de anotados”.
También había asegurado que “es muy difícil que quien esté inscripto posterior al 2012 tenga posibilidades concretas. Uno no puede hacer magia si hay gente que está anotada desde antes. Hay personas con más antigüedad, y creo que eso las molestó”, sostuvo la fuente consultada.
Pese a estos inconvenientes el joven interno de la U.4, que dentro del Penal hace tareas en el taller de pinturería, dijo a este diario que “con lo que gano no puedo darle a mi pareja y mi nene un dinero para que alquilen. Ella además no tiene empleo. Necesita que alguien la ayude”.
De acuerdo a su reclamo, su pareja vive con al menos nueve familiares más: “me duele mucho que tengan que pasar por esta situación. Ella a veces me llama llorando, y yo hice un escrito para las autoridades del IPAV, pero nadie me contesta”, aseguró finalmente el joven.

FOTO: COLONIA PENAL DE SANTA ROSA.