Una escuela sin clases por problemas cloacales

HOY SE REANUDA LA ACTIVIDAD

La Escuela 38 Martín Miguel de Güemes de esta ciudad, ubicada sobre la calle Chile y Valerga, no brindó clases en la jornada de ayer por una serie de trabajos que se realizaron para solucionar los serios problemas que sufre esa zona con los desagües cloacales.
Las autoridades de Educación decidieron suspender la jornada escolar, en el segundo día luego de las más de dos semanas de receso invernal, para que los operarios puedan realizar los trabajos.
Se colocaron válvulas que permiten que, cuando desbordan las cloacas del barrio, no se inunde el establecimiento educativo. El problema es que la calle está más alta que la escuela: en este caso es el tercer establecimiento educativo que está en desnivel en esta ciudad, una situación que vivió hace unas semanas el edificio donde funcionan dos colegios: el Fernando Aráoz y Julio Colombato y que también debieron suspender las clases porque el olor era irrespirable.
En el caso de la Escuela 38 ayer tampoco se atendió a los chicos que asisten al comedor. Son 108 niños en total. “Es una escuela de jornada completa y el trabajo se hace ahora porque llegaron las válvulas que estábamos esperando: desde el municipio nos tenían que enviar las bombas para limpiar los alrededores”, explicó Susana Forniglia, directora del establecimiento. Según dijo, las clases volvían hoy a la normalidad.