Uno de los policías atacados sufrió una fractura nasal

GENERAL PICO: EFECTIVOS AGREDIDOS POR JOVENES EN EL BARRIO MALVINAS

Un policía piquense continuaba internado ayer el Hospital Gobernador Centeno de General Pico, tras haber sido agredido por un grupo de jóvenes el domingo a la noche en el sector del barrio Malvinas de esta ciudad. Por el hecho hay una persona detenida y se buscaba identificar al resto de los agresores.
El comisario Néstor Bellendier, uno de los jefes de la Unidad Regional II, en diálogo con LA ARENA relató que el hecho se dio durante la tarde del domingo en el marco de una presencia policial en la zona, que fue convocada a partir de que un grupo de entre 10 y 12 jóvenes causaba molestias y arrojaba piedras a las personas y a los vehículos que pasaban por el lugar. Además dio cuenta de que una vecina de la zona y tres policías de la Comisaría Tercera resultaron heridos, uno de los cuales ayer a la mañana había sido dado de alta y los restantes, seguían internados con graves lesiones en el rostro y la cabeza.
“Fueron cuatro efectivos a raíz de un llamado de un vecino sobre la presencia de menores tirando piedras a los transeúntes y a los vehículos que pasaban por las calles 300 y la 5 (Barrio Malvinas II). Concurrió personal policial y al llegar, fueron interceptados por un grupo de jóvenes (de entre 15 y 30 años de edad), los cuales los agredieron físicamente, logrando lesionar a tres de los cuatro empleados policiales”, dijo Bellendier.

Policías lesionados.
El jefe policial relató que dos de los tres efectivos lesionados, sufrieron heridas “importantes” y que el restante “ya fue dado de alta”, tras haber sufrido un “traumatismo en rodilla derecha e izquierda y en la región cervical”, además de una lesión en la frente.
Uno de los policías atacados, presentaba una “herida en el pabellón auricular derecho y un traumatismo en la rodilla derecha”, en tanto que el más afectado resultó ser Facundo Garialdi, quien sufrió una herida cortante con el arco superficial derecho (por la que debieron darle varios puntos de sutura), una fractura nasal y un traumatismo ocular derecho.
Tras el ataque, el domingo a la noche tuvo lugar un importante despliegue policial en el barrio, del que también participó personal del Grupo Especial y de otras dependencias, en busca de los agresores. Bellendier confirmó que en este procedimiento se logró la detención de uno de los sospechosos, y que se trataba de dar con el resto de los agresores, quienes serían todos conocidos del ambiente delictivo.
Además de los tres empleados policiales, una vecina resultó herida en el momento en que la policía se internó en las peatonales del barrio con casi una treintena de efectivos en busca de los sospechosos. La mujer se desvaneció tras ser golpeada en la cabeza con un ladrillo, y fue trasladada al hospital piquense para su atención.
El único detenido en la causa, quedó a disposición de la Justicia local. El fiscal Juan Pellegrino, de la Segunda Circunscripción Judicial de la provincia, indagaría al sospechoso, al que luego se le formalizaría la Investigación Fiscal Preparatoria, en el marco de una causa penal por los delitos de Resistencia y Atentado contra la autoridad.