viernes, 20 septiembre 2019
Inicio La Pampa Utelpa dice que la Justicia debe reparar el daño a los docentes

Utelpa dice que la Justicia debe reparar el daño a los docentes

FALLO DE LA CORTE

«Ahora queremos saber quiénes son los verdaderos abusadores. Si está comprobado por las pericias que dos o tres niños fueron abusados, hay personas que son culpables, pero no son los cuatro docentes», dijo ayer Lilia López, la secretaria general de la Unión de Trabajadores de la Educación de La Pampa, Utelpa.
Esa fue una de las reacciones que la dirigente gremial tuvo luego de conocer la sentencia de la Corte Suprema de Justicia de la Nación que confirmó la anulación de las condenas contra los tres docentes acusados por los abusos sexuales -Marcelo Tatavitto, Gabriela Bastías y Oscar López- contra niños del JIN 12 y absolvió definitivamente a -María José Tello- la que había sido condenada por incumplimiento de los deberes de funcionario público.

«Resguardo y reparación».
«Estamos muy contentos, esto es una definición contundente. Siempre acompañamos desde la presunción de que no se podía juzgar a estas personas hasta conocer verdaderamente si eran o no culpables. Exigíamos la claridad del tema y creo que quedó claro que los cuatro compañeros no tuvieron nada que ver con esta situación», dijo en diálogo con Radio Noticias 99.5.
López destacó que el año pasado, en diciembre, a raíz de lo ocurrido con el caso de 25 de Mayo, el gremio logró un acuerdo paritario con el gobierno provincial a partir del cual se estableció un criterio de «resguardo y reparación» para los trabajadores y las trabajadoras de la educación que atraviesen situaciones como la de los cuatro de 25 de Mayo que fueron condenados con «arbitrariedad manifiesta» según el máximo tribunal pampeano.

«Eran inocentes».
«En esta causa se montó algo que para nosotros no era válido, porque estaba claro que no había elementos claros para demostrar que eran culpables los compañeros y las compañeras. Ahora, a partir de este fallo de la Corte, sí tenemos claro que era inocentes», dijo la secretaria general.
«Una tiene sensaciones encontradas, de alegría y de tristeza. Esto que ocurrió es gravísimo. Fue grave el actuar de la Justicia y de los abogados. Lo que hoy queda por exigir a la Justicia es claridad en estos hechos, porque, si realmente se demostró que había niños abusados, ahora queremos saber quiénes son los verdaderos abusadores. Hay alguien, personas, que son culpables, pero no fueron los docentes», destacó.
«Esto sin dudas fue un hecho político. Vamos a exigir que, como corresponde, haya una reparación para estos compañeros y compañeras», dijo, en sintonía con lo expresado ayer a LA ARENA por el abogado de tres de los docentes, el abogado santarroseño Omar Gebruers. El letrado está reclamando desde hace meses la restitución de los salarios que sus defendidos dejaron de percibir desde que fueron apartados de sus cargos por el Ministerio de Educación y anticipó que podría iniciar una demanda por daños y perjuicios.