Verna: “Voy a pelear por mi salud”

GOBERNADOR INICIARA EN BREVE UN TRATAMIENTO MEDICO

El gobernador Carlos Verna sostuvo que la enfermedad oncológica que padece “no tiene cura, pero se puede llegar a controlar” porque “la medicina ha avanzado” mucho. Aseguró no estar asustado porque tiene el apoyo de su familia y siente que la comunidad pampeana “me da fuerzas para seguir” adelante.
En breve iniciará el tratamiento médico para combatir el cáncer de próstata que padece. Por ese motivo es que ha solicitado autorización a la Cámara de Diputados para ausentarse del territorio pampeano los plazos que pudieran determinar los médicos intervinientes. “Voy a pelear por mi salud”, afirmó.
Tras encabezar, el viernes a la noche, el acto de inauguración de la reconstrucción de la sede del Club Social y Deportivo Winifreda, el primer mandatario provincial recorrió las flamantes instalaciones junto a la intendenta Adriana García y el presidente de la entidad Héctor Jordán, recibiendo muestras de cariño y afecto de los numerosos vecinos presentes. Minutos antes, delante de ellos y sumamente conmovido, le agradeció a la jefa comunal haberlo invitado a la ceremonia “a pocos días de tener que iniciar una licencia” en su cargo, “la cual no me gusta tomar”.

Necesidades.
Verna habló brevemente con los medios de prensa locales. Se refirió al edificio inaugurado, construido por la municipalidad con aportes de Provincia y albañiles de la localidad. “La comunidad de Winifreda requirió una obra como esta porque carecía de un lugar en el que la familia pudiera juntarse para festejar distintos eventos. Hubo inteligencia por parte de la directiva del club, que no tenía los recursos, y Adriana (García) entendió la demanda de la comunidad e inició la obra”, expresó.
“La inició como ella lo contó” cuando lo fue a ver por este tema a Casa de Gobierno y le planteó “arreglemos el techo, acomodemos un poco el piso” y al final “terminamos haciendo un edificio con baños que funcionan automáticamente, de 700 metros cuadrados pasamos a 1.300 metros cuadrados, con asadores para un evento al que pueden participar 1.000 personas. Responde a las necesidades de Winifreda, la gente lo necesitaba y se lo merece”.
Resaltó “el entendimiento” que hubo entre el gobierno provincial y el municipal en cuanto a que “hay que atender las demandas de la gente, no solamente la necesidad económica sino la de esparcimiento, y por supuesto, generar puestos de trabajo como sucedió acá”, agregó. “Espero que lo disfruten y cuídenlo”, deseó.

Gentileza.
“Espero que sea por poco tiempo”, dijo con respecto a la licencia que se tomará. “Los diputados han tenido la gentileza de votarme una licencia abierta, esto significa que yo viajo, me hago el tratamiento y cuando el médico me da la posibilidad de volver a la provincia lo hago hasta la otra aplicación. Entre aplicación y aplicación hay tres semanas pero calculo que la primera vez me quedaré una semana o un poco más en Buenos Aires, después volveré y me haré cargo (del Ejecutivo Provincial)”, explicó.
“La ventaja que me ha dado la legislatura es que no tengo que pedir autorización cada vez que tengo que viajar a Buenos Aires, lo único que tengo que comunicar es cuando salgo y cuando vuelvo”, agregó.

-¿Está asustado?, le preguntó LA ARENA.
-No, creo que la medicina ha avanzado, es una enfermedad que hoy no se cura, pero se puede llegar a controlar y creo que en esto tiene que ver mucho la actitud de vida, toda mi vida he peleado así que voy a pelear por mi salud. Tengo el apoyo de mi familia, de mi esposa, mis hijos, mis nietos y el apoyo de la comunidad pampeana, vos lo has visto. La gente me da fuerzas.