Viviendas, la mayor necesidad

MAURICIO MAYER: CAUTELA ANTE EL PLAN LANZADO POR LA PROVINCIA

El intendente de Mauricio Mayer, Celestino Folmer, afirmó que hoy la necesidad más importante en la localidad es contar con más viviendas sociales pero se mostró cauteloso con el plan lanzado por el gobierno provincial, especialmente al hablar de los costos actuales para la construcción.
En diálogo con LA ARENA, el jefe comunal (UCR-Frepam) dijo que no hay mayores problemas sociales y reclamó que al presidente Mauricio Macri se le permita terminar su mandato y juzgarlo en las urnas. “Hay muchas cosas que no me gustan, como el tarifazo, pero la gente lo va a castigar si no hace las cosas bien”, indicó.
Reveló que aún padecen problemas por la inundación y también los afecta la sequía actual y contó que Vialidad Provincial todavía no ha enviado fondos para el mantenimiento de los caminos vecinales.

Viviendas.
“Hoy, con tres viviendas solucionamos los problemas más urgentes. Son parejas jóvenes, con hijos y que están pagando muy caro los alquileres, creo que merecen que hagamos el esfuerzo”, sostuvo respecto de la situación, pero puso en duda la factibilidad de hacer unidades “con esos montos que ofrece el gobierno provincial, creo que la cifra ya quedó atrás antes de largar la construcción, todos los materiales han aumentado mucho después de la corrida cambiaria”, opinó.
La comuna tiene disponibles los terrenos y espera precisiones para poder avanzar. “Estamos a la espera, pero el tiempo pasa. La gente viene por acá o llama por teléfono y pregunta. Acá la voluntad la tenemos, me parece que tenemos que ser más prácticos”.
Respondió Folmer que en líneas generales “no hay problemas sociales graves, controlamos las necesidades y nos vamos arreglando. Dinero no sobra y además venimos de la inundación, algo que nos llevó muchos recursos y ahorros para dar respuesta en la zona rural y los caminos vecinales”.

Agua y sequía.
“Ahora la cosa se acomodó un poco con las últimas lluvias, pero la cosecha que pintaba bien se vio afectada por la sequía”, sostuvo sobre la situación del campo. “Bajaron los rindes de soja y maíz, y los costos son los mismos o más caros. La gente apenas está salvando los gastos y si eso pasa todavía no estamos tan mal”, agregó y al referirse a los caminos dijo que “estamos trabajando, con todas las máquinas que tenemos disponibles, que son pocas, para ponerlos en las mejores condiciones posibles”.
Reveló que a esta altura del año, Vialidad Provincial “ha venido a certificar trabajos pero no ha enviado todavía dinero. Estamos casi a mitad de año y con casi el mismo monto que el año pasado y pagando mucho más caro el combustible”. Aún así, valoró que “acá llega fin de mes y se pagan los sueldos”. Admitió, en ese sentido, que “desde las políticas del gobierno nacional se arma una cadena que nos hace decir por lo menos que no todo está bien”.
Habituado en los últimos años a una gestión dinámica y de logros, Folmer dijo que ahora “tenemos que adaptarnos a esta realidad. Hemos comprado una rastra y un tractor nuevo y siempre estamos reparando máquinas y camiones. La idea es por lo menos mantener en buen estado lo que tenemos”.
Indicó luego que “si hoy tuviera unos pesos, lo primero que haría son las casas. Los que ya la tienen, e incluso no pagan las cuotas, no se dan cuenta de la importancia de tener el techo propio, es algo fundamental. Incluso para que no se vayan del pueblo”.

“Lo castigarán”.
Respecto del gobierno de Mauricio Macri, el jefe comunal indicó que “soy de los que piensan en que hay que respetar los mandatos y además hacer ver que si le va mal nos perjudica a todos por igual. La gente se va a ocupar con su voto de poner las cosas en orden si hizo lo que no debía, lo va a castigar, pero hay que respetar los tiempos”.
Amplió diciendo que “hay muchas cosas que no veo bien, por ejemplo los tarifazos, pero hay que esperar el final del mandato” y se refirió a la situación del radicalismo pampeano y su futuro dentro del frente Cambiemos. “Creo que es momento de esperar para definirse, ver si la situación se acomoda o se desacomoda del todo. Luego veremos, pero yo espero que todos los argentinos cumplan con su trabajo, es la única manera de salir adelante”.
En tal sentido recordó que “mis viejos vinieron de Europa escapando de la guerra y trabajaron toda su vida. En mi casa no sabíamos que en la municipalidad daban ayuda, se trabajaba. Ahora es diferente, todo el mundo viene a pedir. Y no todos piden trabajo, que es lo lógico. No se que es lo que nos pasa a los argentinos en ese sentido”, reflexionó.
Por último señaló :”No se si en estos años hice cosas buenas, pero en general , me gustaría que los que llegan sigan con las cosas bien hechas y las cuiden, que no quieran empezar de nuevo”. Y respecto del futuro indicó que todavía no ha decidido si volverá a postularse. “Por ahora estaré hasta el final del mandato, después veremos. Pero la situación general es difícil, la gente está muy nerviosa”.

Un esperado cajero automático
Mauricio Mayer es una de las localidades incluidas en la última etapa del plan del Banco de La Pampa para dotarlas de cajero automático. Personal técnico ya estuvo por la localidad y esperan que para antes de fin de año puedan contar con esa herramienta. “Es algo muy esperado, lo venimos gestionando hace años y no sólo nosotros lo hemos hecho pero eso no me importa, no estoy en carrera para que me den el premio al que lo consiguió”, dijo molesto con algunas situaciones en torno a eso.
“Con esto evitamos que la gente tenga que ir a Winifreda o Barón a buscar dinero o hacer otros trámites, incluso podrán cobrar en forma directa los empleados municipales. Es un avance importante que, repito, no importa qué gobierno te lo da o quién lo consiguió. En buena hora que venga a Mayer, hace quince años que mandamos notas al Banco, se dio ahora. Bienvenido”, cerró.