Inicio La Pampa Vuelco en la Ruta 12

Vuelco en la Ruta 12

Un vehículo volcó ayer por la tarde en la ruta provincial 12, a pocos kilómetros de la ruta nacional 35. El conductor estaba alcoholizado, con más de 1,60 gramos de alcohol en sangre y perdió el control tras intentar escapar de la Policía.
Según precisaron fuentes policiales consultadas por LA ARENA, el hecho se registró alrededor de las 16 luego de una espectacular persecución. Sin embargo, todo comenzó minutos antes cuando la Policía fue a notificar a unas personas que se encontraban comiendo un asado en Anguil. Uno de los involucrados pidió permiso para ir al baño y aprovechó la ocasión para darse a la fuga en un Fiat Palio Weekend y evitar que se le inicie una causa.
Ante esto, se inició una persecución sobre la ruta provincial 12, a pocos kilómetros de la ruta nacional 35. Las fuentes consultadas indicaron que el seguimiento se produjo hasta llegar a la zona de Santa Rosa y durante el camino «iba haciendo maniobras muy malas» y, al agarrar a alta velocidad los pozos «se levantaba la parte de atrás».
En un momento determinado, derrapó y frenó. El móvil se estacionó adelante, creyendo que la situación terminaba allí. Sin embargo, el sospechoso retomó el camino y comenzó a circular en dirección a Anguil. Esta escena se repitió tres veces más, y el objetivo era que el conductor no llegara en ese estado a Santa Rosa debido a que podía ocasionar una tragedia. Por estos motivos, hubo una constante comunicación con el personal de la Seccional Segunda para que se le cerrara el paso. Incluso, según pudo saber este diario, el conductor casi atropella a varias personas que estaban corriendo y andando en bicicleta.
Durante la persecución, cuando circulaba en dirección a Anguil perdió el control, volcó y quedó sobre un costado del camino, contra el alambrado. Testigos comentaron que fueron varias las vueltas que dio en el aire.
«El oficial se bajó, vio que tenía la punta de la zapatilla atorada debajo de una rueda y estaba sin respirar, hasta que en un momento soltó la bocanada de aire», explicaron. Al lugar acudió de manera urgente una ambulancia que lo trasladó a un establecimiento sanitario. Finalmente, las fuentes consultadas dejaron trascender que tenía más de 1,60 gramos de alcohol en sangre y horas más tarde recibió el alta médica.