Inicio La Pampa "Ya no me quedan los recuerdos"

«Ya no me quedan los recuerdos»

«Ya no me quedan más recuerdos, estoy muy dolida, la explosión me destruyó todo», expresó este lunes a la mañana, Alicia Montesino, la mujer que vivía en la casa que explotó este domingo en Pasaje Sergio Rojas entre Castro y 8 de Octubre del Barrio Aeropuerto.

Alicia vive sola en la vivienda junto a su perro Salvador. Tiene un hijo, el futbolista Maximiliano Pescara, y tres hijas como así también nietos que conforman una familia que se reúne de manera constante a comer en su casa.

«Ayer me fui de mi casa, más o menos a las 9 de la mañana, para pasar el día con mi hija a Victorica», relató la mujer al periodista de EL AIRE DE LA MAÑANA (RADIO NOTICIAS 99.5), Fabricio Coller.

De acuerdo con fuentes policiales, a las 18, el barrio se sumergido en un profundo dramatismo producto de la explosión de la casa de Alicia. En su interior, estaba solo su perro Salvador que alcanzó a salir con vida.

Por la fuerza de la explosión, los vidrios de la vivienda se esparcieron por toda la cuadra e incluso el radio de la misma alcanzó a romper el cristal de una ventana de una casa ubicada enfrente.

TERMOCUPLA.

Montesino informó qué le indicaron los investigadores tras las primeras pesquisas efectuadas.

«Me dijeron que se trabó la termocupla de uno de los calefactores lo que hizo la explosión hacia el termotanque que voló por el aire», dijo al aclarar, sin embargo, que esta hipótesis aun no forma parte de la causa oficial de la explosión ya que se precisa más tiempo para culminar con la investigación formal.

«Dejé los dos calefactores prendidos en ese momento sin embargo, ambos están muy cuidados, porque siempre tengo en cuenta y reviso que todo esté bien», afirmó.

La mujer sostuvo que a raíz de la explosión hubo mucha destrucción. «Toda mi casa está destrozada, solo se salvó un juego de dormitorios», describió.

Y especificó: «acá también estaba el estudio de mi hijo que juega en Italia y que la semana pasada vino a quedarse unos días y se volvió».

Fuentes del cuartel de bomberos definieron como «terrible» el hecho que provocó sobre todo la destrucción del sector delantero y varios elementos del interior de la casa.

La mujer, por lo general, se queda los domingos en su casa: excepto, este domingo, que decidió viajar.

RECUERDOS.

Durante el momento de la entrevista, bomberos y policías trabajaban en la vivienda para terminar de derrumbarla. Operarios de Camuzzi también efectuaban las labores respectivas.

«En esta casa tenia recuerdos, y ahora la van a derrumbar, estoy muy dolida: no me quedaron más recuerdos porque la explosión me destruyó todo», afirmó.

-¿Tiene donde vivir?

-No. Hoy voy a buscar un lugar para alquilar pero mi idea es levantar de nuevo mi casa con el tiempo.