Asumió Bellendier como coordinador del área de Género, Niñez y Adolescencia

(General Pico) – El área de Género, Niñez y Adolescencia tiene nuevo jefe a partir de ayer en General Pico. El comisario inspector Néstor Bellendier asumió como coordinador de la Comisaría Cuarta del Menor y la Familia y de la Unidad Funcional de Género, que fue abierta el año pasado.
El comisario mayor Carlos Chico, jefe de la Unidad Regional II, presentó a Bellendier en el acto que se desarrolló ayer después de las 10 en la sede policial de calles 40 y 25. Resaltó la “calidad de persona” del nuevo coordinador, su “trayectoria impecable” y su “compromiso hacia la institución y la sociedad en los lugares en los cuales le ha tocado trabajar”. Por su desempeño desde la Jefatura de Policía se decidió que Bellendier se ocupe de “un lugar muy complicado”, explicó Chico.
El cargo hasta ahora estaba vacante ya que fue creado recientemente. Bajo su autoridad estarán la Unidad de Género, a cargo de la subcomisaria Vanina Fileni, y la Comisaría Cuarta que está bajo el mando de la subcomisaria Silvana Ovín.
Durante el acto de asunción el jefe de la URII afirmó que para “controlar esta situación de menores en conflicto con la ley necesitamos trabajar en un marco muy especial y, por otro lado, en lo que respecta a la violencia de género es una situación que aumenta en la sociedad y Pico no es la excepción”.

Organización.
Bellendier agradeció la designación y dijo que era un orgullo asumir en ese cargo. Afirmó estar muy bien acompañado desde las dos áreas que están bajo su coordinación. Y adelantó que próximamente habrá una reunión con las jefas de cada área para ver cómo se viene trabajando y qué se puede mejorar.
“Desde el gobierno se bajan líneas de trabajo y tenemos que estar a la altura de las circunstancias y lograr dar respuesta a la problemática de los menores y de la violencia de género”, dijo el nuevo coordinador. Además, afirmó que su labor hasta el momento había sido diferente, porque durante los últimos tres años estuvo como jefe de la comisaría de Trenel y antes en otras localidades pequeñas.
Uno de los objetivos que manifestó Bellendier fue lograr coordinar las acciones que se desarrollarán junto con la Unidad Regional II, las organizaciones no gubernamentales, el municipio, la Justicia y otros actores de la sociedad.
En las localidades donde se desempeñó antes, como Trenel y Rancul, siempre hubo problemas de violencia de género o minoridad pero son situaciones de menor envergadura, sostuvo el coordinador. En General Pico estas problemáticas tienen más frecuencia o se registran en mayor cantidad, indicó. Igualmente, no descartó la posibilidad de afianzar la prevención y brindar una contención desde las diferentes instituciones.
También resaltó que las víctimas, sean hombres o mujeres, en la actualidad se animan más a denunciar. En el caso de los menores en conflicto con la ley hizo referencia a la falta de contención a nivel familiar que es uno de las primeras causas.
Por último, detalló su intención de mejorar los recursos tanto humanos como materiales, en referencia a vehículos, y dijo que a pesar de los inconvenientes sufridos en noviembre el edificio estaba en buenas condiciones.

Aumentan los casos
El trabajo que se lleva a cabo en la Comisaría Cuarta y la Unidad Funcional de Género de General Pico es por demás de arduo.
Ambas dependencias policiales dieron a conocer datos acerca de la cantidad de casos que se generan cada día. En diciembre del año pasado, las estadísticas locales indicaron que entre dos y cuatro menores son aprehendidos diariamente y trasladados a la Comisaría Cuarta por su participación en diferentes delitos.
En el caso de la Unidad Funcional de Género, en enero se dio a conocer que llevan a la Justicia entre una y dos denuncias diarias, un número que crece hacia los fines de semana.