Avanzan obras en Santa Teresa

UN MUNICIPIO AL MARGEN DE LA CRISIS

El intendente Raúl Weymann anunció la ampliación de la estación de servicio, de la planta láctea y la puesta en marcha de una fábrica de bolsas que dará trabajo a mujeres y aseguró que “no hay problemas sociales importantes”. En poco tiempo la localidad tendrá el servicio del cajero automático y una oficina de “Pampa Pagos”.
El intendente contó que la estación de servicio contará con una gomería, un lavadero y un sitio destinado al depósito de lubricantes. También señaló que harán “un servicompras, con nuevos sanitarios y cocina incluida porque como lo vamos a concesionar a través de una licitación nos han dicho que la intención es hacer comidas rápidas”.
El municipio explota la venta de combustibles y además de ofrecer cinco puestos de trabajo, más dos en la gomería, “quedan algunos ingresos porque al ser la única estación las ventas son importantes”, reconoció Weymann.
Este tipo de emprendimientos, pero especialmente la planta láctea, garantizan que en Santa Teresa no haya desempleo. “Ahora estamos por abrir desde la comuna una fábrica de bolsones de plástico y eso dará trabajo a mujeres, que es por ahí donde cuesta más conseguir, tareas para mujeres”, puntualizó e ilustró que se trata de bolsones para varios usos, entre ellos los que ahora se requieren para dejar en la vía pública materiales como arena, tosca y todo tipo de piedras”.
Respondió luego que es la localidad no se registran problemas sociales. “El comedor está abierto pero no vemos cambios, incluso en vacaciones no funciona porque los pibes no van, si hubiera necesidad seguirían yendo”, comentó y añadió que tampoco a las puertas de la comuna hay demanda, “sólo temas puntuales, alguna urgencia de salud, algún viaje por temas médicos, nada más”.

El cajero.
En un espacio ubicado entre la comuna y la sala de primeros auxilios se instalará pronto el cajero automático del Banco de La Pampa. “Estamos haciendo unas pequeñas obras de adecuación del lugar, ya sancionamos la ordenanza y cuando todo esté listo avisamos para que vengan a instalarlo”, dijo el intendente, que una vez más ponderó la iniciativa que “será un gran progreso para nosotros que tenemos que ir a Guatraché para cualquier operación”.
Está pendiente de decisión el lugar para ubicar el “Pampa Pagos”, que complementará la acción del cajero automático. La misma comuna y la estación de servicio son las opciones más importantes.

Planta lactea.
“No podemos decir que está bien el sector lechero, pero por acá la vienen remando”, opinó Weymann sobre el buen funcionamiento de la planta láctea, concesionada a una empresa privada. “Los pequeños tamberos están con algunas dificultades, pero el buen clima de los últimos tiempos ayuda a que haya una buena producción de leche y eso se refleja en la planta”, agregó.
Por estos días, la empresa ha pedido al intendente “dos o tres personas más para sumar a la planta, piden gente joven y ya casi no podemos dar respuesta, mandamos gente algo más grande porque no hay nadie sin trabajo”, celebró y anunció que seguirán “con ampliaciones y mejoras en el edificio porque siempre va quedando chica”. También han comenzado a trabajar en el proyecto de “las piletas de tratamiento de los efluentes de la planta, que como ha crecido tanto ya son un problema”.
“Se ha sembrado bastante, lo vemos y lo demuestra la cantidad de combustible que le hemos vendido” y además indicó que “se nota que hay algo más de hacienda, se despobló mucho con la sequía”.

Continúan sin médico
Colonia Santa Teresa sigue sin médico permanente y salvo alguna conversación informal entre el intendente Raúl Weymann y el ministro de Salud Rubén Ojuez el tema no pudo ser planteado en forma oficial.
“A través de Asuntos Municipales estamos tramitando una audiencia con el ministro, nos dijeron que está por salir”, se esperanzó el jefe comunal al tiempo que reiteró que es el municipio el que ha debido contratar un profesional que llega al pueblo una vez a la semana y atiende en forma privada.
“Ahora estamos con la posibilidad de otro, algún día a la semana, pero no nos soluciona el tema, por eso quiero poder charlar con el ministro”, indicó.
El problema de Santa Teresa no es aislado y son varias las poblaciones sin médico o con otros problemas relacionados con el servicio de salud. Y además las quejas, que se rumorean por lo bajo, por la falta de atención del ministerio se multiplican.
Un jefe comunal disparó que “es mucho más sencillo pedir y que te den una audiencia con el gobernador”, mientras que otro también de la zona sur comentó -que tras 50 minutos de la hora fijada- en una sala de espera del ministro Ojuez un par habría decidido marcharse previo a dejar sobre la silla un manuscrito deseando mejor suerte a quién le tocara ocupar la silla para esperar al funcionario.