General Pico: analizan regular las carreras de galgos

CONCEJALES TRABAJAN EN COMISION SOBRE TRES PROYECTOS

El Concejo Deliberante piquense avanza en la elaboración de un proyecto de ordenanza que regule o incluso que prohíba la realización de carreras de perros galgos en la ciudad.
Hoy se llevará a cabo una nueva sesión del cuerpo legislativo, aunque el proyecto aún no fue ingresado al orden del día, puesto que deben concretarse distintas reuniones con las partes interesadas en la promulgación de esta norma, entre ellos entidades protectoras de los animales. También se convocará al Colegio Médico Veterinario de La Pampa, para contar con una “mirada técnica y profesional” sobre la problemática.
La concejala Rosa Cuello (PJ), indicó que en los últimos días se trabajó sobre un proyecto que presentó el bloque oficialista y sobre otro que elevó una entidad que promueve los derechos de los animales, que son coincidentes en determinar la prohibición de las carreras de galgos. Sin embargo, una familia que tiene un criadero de galgos, presentó una propuesta para regularizar las competencias.
“En el marco de esos tres proyectos se dio una discusión amplia donde el único punto de coincidencia es que todos estamos en contra del maltrato animal. Viendo que la problemática tiene distintas miradas surge la necesidad de convocar a las otras instituciones que forman parte de estos proyectos, para oír sus propuestas”, indicó la edila.

Amenazas.
La necesidad de trabajar en una ordenanza referida sobre la actividad de los galgueros, se aceleró días atrás cuando se difundieron de forma masiva fotografías de una perra con la pierna quebrada que fue abandona, y la de un perro muerto en la ruta, con una soga al cuello y la cola cortada.
“Sumado a las denuncias que veníamos recibiendo lo que desbordó la situación fueron las imágenes que se han visto en los últimos días, ya estando el proyecto dentro del Concejo, que fue como un llamado de atención o un aviso que nos quisieron dar porque estamos trabajando en el tema. No le tenemos miedo y estamos convencidos que vamos a llegar a la medida que corresponda con esto, siempre protegiendo la vida de los animales”, sostuvo.

Legislación inexistente.
En la actualidad, sólo existe un ítem en la ordenanza fiscal y tarifaria de esta ciudad, que impone el pago de un canon para la realización de este tipo de competencias, sin embargo a nivel Concejo “no existe ninguna ordenanza” que regule o prohíba la actividad.
Los ediles han analizado ordenanzas de otras localidades, como también leyes nacionales, y un proyecto de ley que existe a nivel nacional y provincial, para conocer en detalle las cuestiones legales.
Cuello explicó: “Hay cosas que están por encima del control que puede ejecutar el municipio, desde las apuestas clandestinas, como la utilización de ciertas drogas y maltratos que el animal sufre antes de llegar al predio donde se desarrolla la carrera”.
En este sentido dijo que “hay todo un trasfondo que no se alcanza a vislumbrar y es por lo cual debemos ocuparnos y regular la actividad, regularla o prohibirla en caso que sea necesario”.

Proyecto familiar.
El proyecto que presentó una familia que tiene un criadero de galgos, “pretende darle un marco legal a las carreras” que en esta ciudad no lo tienen, con las condiciones técnicas y específicas que deben tener, que van desde la creación de un canódromo y todas las cuestiones técnicas y operativas que deben desarrollarse.
“Teníamos la iniciativa de ir por la prohibición pero queremos escuchar a todas las partes, y ver cual sería la medida más eficiente para la realidad que se está viviendo en la ciudad”, analizó.
Por último Cuello resaltó que las denuncias permanentes sobre maltrato hacia los animales, que “son usados para la explotación a fin de obtener una renta económica”, los llevó a trabajar sobre un proyecto que le ponga un freno a la actividad que muchas veces termina con episodios, en los cuales se llega hasta amenazas con arma de fuego, que por una cuestión de “códigos” nunca llegan a ser denunciadas en la policía.