Multan e inhabilitan a conductora

EDUARDO CASTEX: MUJER CONDUCIA CAMIONETA QUE CHOCO Y LESIONO A UNA MOTOCICLISTA

La jueza de control María Florencia Maza condenó ayer a Rocío Ayelén Rodríguez a la pena de 5.000 pesos de multa y 18 meses de inhabilitación “para conducir todo tipo de vehículos que requieran autorización o permiso de autoridad competente, por la vía pública”, al ser hallada responsable penal del delito de lesiones graves culposas por conducción negligente.
El hecho investigado ocurrió el 25 de marzo de 2013 en Eduardo Castex, cuando la imputada colisionó a Gimena Vanesa Quiroga. La condena surgió a partir de un pedido de juicio abreviado convenido entre el fiscal Carlos Ordas, el defensor particular Carlos Chapalcaz y Rodríguez, que fue avalado por la jueza Maza.
El siniestro se produjo el 25 de marzo de 2013, aproximadamente a las 19. La joven Rodríguez, una estudiante de 24 años que se domicilia en General Pico, conducía una camioneta Ford Ranger. Transitaba por avenida del Trabajo cuando, al llegar a la arteria Raúl B. Díaz, inició la maniobra para girar a la izquierda e impactó a la moto de Quiroga, que circulaba por avenida del Trabajo en dirección opuesta. El choque causó “lesiones de consideración” a la motociclista castense.

Un año en suspenso.
Por su parte, el juez de control Néstor Daniel Ralli formalizó ayer la investigación fiscal preparatoria dispuesta por el Ministerio Público Fiscal contra un albañil de 53 años, que vive en Eduardo Castex, por el presunto delito de abuso sexual simple en dos oportunidades, y además declaró la admisibilidad del juicio abreviado acordado entre el fiscal Gastón Boulenaz y el defensor oficial Martín García Ongaro.
La imputación fue por un hecho ocurrido en un geriátrico, en enero del año pasado, en esta localidad. La denunciante aseguró que el hombre la habría manoseado físicamente en dos oportunidades.
El juez Ralli, después de proceder a interrogar al sospechoso sobre sus datos personales, medios de vida y costumbres, declaró la admisibilidad del juicio abreviado y fijó la audiencia de lectura de sentencia para el próximo miércoles a las 12.30.
El acuerdo prevé una condena por abuso sexual simple en dos oportunidades a la pena de un año de prisión en suspenso. El imputado había solicitado la probation, o suspensión del juicio a prueba, y una reparación de 200 pesos a la víctima, aunque la petición fue desestimada.