“No habrá internas en el Frepam”

SONCINI VA POR LA REELECCION EN VILLA MIRASOL

El intendente de Villa Mirasol, Emilio Soncini, afirmó que es probable que este año decida ir por un período más al frente de esa comuna y estimó que “no habrá internas” en la UCR ni el Frepam de cara a las elecciones de este año.
Soncini pronosticó “un año difícil” para la gestión y mostró su preocupación por la posible baja en los ingresos por regalías petroleras. Informó además que las demoras en la llegada de los fondos del programa “Más Cerca” no le dejarán completar las obras aprobadas y en marcha y fue contundente al decir que en este período le fue “mal” con el cupo de viviendas, muy reducido y con problemas en la terminación de las que se le han adjudicado a Mirasol.
En conversación con esta redacción, Soncini, que participó de la reunión de la UCR en Macachín, sostuvo que el de Josefina Díaz “es un caso aislado y así hay que tomarlo”, añadiendo que “cada uno hace lo que le parece pero Josefina Díaz le debe mucho al partido, llegó a lo que es por el radicalismo y en mi opinión no debió actuar así”.
“Ha venido mucha gente a verme, incluso a mi casa, a pedirme que siga”, dijo sobre su futuro político y agregó que “le debo mucho al pueblo, acá me contuvieron cuando atravesé por graves problemas personales, ya lo he hablado con mis hijos y ellos me apoyan, hoy creo que es más que un sí que una negativa”, anticipó.

A favor de un alianza.
Respecto a una posible alianza con Mac Allister y el PRO, el intendente reiteró su postura que “el que se quiera sumar que lo haga, pero ocupando los lugares de atrás”. Indicó que “el radicalismo es la fuerza principal, eso es claro, y los que se quieran sumar que lo hagan, pero los principales lugares deben ser para la UCR”.
Consideró que hoy “el mejor posicionado es Francisco Torroba que mide muy bien” y auguró que “no creo que haya internas, es lo que me parece, aunque habrá que ver qué hace (el diputado provincial, Juan Carlos) Olivero, que está lanzado como precandidato”.
Respondió luego que “salvo Marino, que ha menguado su participación, la Línea Blanca de los intendentes sigue trabajando como siempre”, incluyendo a Daniel Kroneberger, cuya banca se pondrá en juego este año.

Gestión.
En cuanto a la gestión municipal vaticinó un año complejo “porque los recursos son pocos y hacer cosas es cada vez más caro”.
Dijo que los fondos por regalías no han mermado “pero esperamos más, eso nos habían dicho, pero por estos días no hay a quién preguntarle”.
Los recursos propios “son escasos, hay que ahorrar mucho para poder hacer alguna obra pequeña. En estos pueblos chicos administramos miseria”, apuntó. Señaló que desde 2013 a la fecha han recibido “sólo el 14 por ciento de los fondos del Más Cerca”, con los que han iniciado obras de cordón cuneta, una línea eléctrica y refacciones en el cementerio. “Ahora estamos rindiendo y reclamando el resto, pero después de tanto tiempo no van a alcanzar para terminar nada”.
Relató que en lo que va del presente período de gobierno, a Villa Mirasol le fue “mal” con el tema viviendas sociales, donde más de 20 inscriptos esperan. Recordó que “nos habían otorgado 12 y un día vino una arquitecta del IPAV y me pidió disculpas porque de ese total me iban a dar sólo dos”.
Indicó que luego de algunas protestas pudo sumar otras dos. Esas casas “hace más de seis meses que están a medio terminar, cerradas y sin novedad”. Estimó que le falta alrededor de un 15% pero nadie sabe nada, ni en el IPAV ni más arriba”, incluso indicó que “varios intendentes radicales nos reunimos con Varela, antes de que se vaya, y le propusimos que nos enviara el dinero, que nosotros las terminábamos, pero nunca nos respondieron”, finalizó.