Quieren desalojar a familia

JUICIO COMPROMETE A ABOGADO Y LA MUNICIPALIDAD

Una vecina que dice acreditar la propiedad de un inmueble, inició un reclamo y denunció que fue amedrentada para que abandone el lugar que habita.
Juana Moreno, reconocida públicamente por su relación con la escritura, denunció haber sido perseguida y amedrentada, supuestamente por una sucesión que reclama derechos sobre su propiedad, que habita hace más de 20 años. A eso se sumó un ardid que a criterio de su defensor actual involucraría a otro profesional que intervino anteriormente, pero ignorando derechos que le corresponden a Moreno. La propiedad en conflicto está situada hacia el extremo noroeste de General Acha, antes en condición de baldíos.
Ayer en una rueda de prensa, Juana Moreno afirmó que esta demanda de desalojo “la creemos totalmente injusta, con muchas amenazas”, a ella como a su hijo panadero.
Aseguró que también le alertaban les iban a tirar todo a la calle o cargar los camiones de la municipalidad, siempre diciendo que venían por orden del juez, pero nada escrito, mientras en la sede judicial “nos cerraban la puerta en la cara”.
Al verse impedidos de ingresar al Juzgado, se tomaron el atrevimiento a visitar al juez en su domicilio, de quien recibieron la respuesta que desconocía lo expuesto por Juana Moreno.

Desmanejo.
Los abogados Alejandro Sánchez Kalbermatter y Patricia Apestegui, asisten ahora a la mujer achense. El hombre interpretó como “un desmanejo en un expediente” y que le llamó la atención que durante 20 días no pudiera la familia acceder al expediente, por lo que verificaron fotocopias que lograron “poniéndonos firmes” el 11 del presente mes. Notaron “un montón de irregularidades” y hasta amedrentamientos y llamados para acosarla por teléfono.
Aseguró que hay dos expedientes. Uno De Luca contra Menéndez sobre reivindicación y otro acumulado como De Luca contra Municipalidad por prescripción adquisitiva. Por eso notó que al haberse acumulado los dos expedientes, el abogado anterior no haya opuesto la opción de prescripción, considerado algo clave.
En sentencias del juez de primera instancia como la Cámara de Apelaciones “le tiró la oreja al abogado, porque nunca opuso la prescripción. Es tan notorio que le da lugar a la familia a hacer un juicio de mala praxis contra el abogado”.
Como Moreno tiene la posesión ininterrumpida, ahora se interpuso un pedido de nulidad para retrotraer el expediente a la foja 343, anterior a la sentencia dictada de Cámara y anterior a la regulación de honorarios.

Municipalidad.
El abogado dijo que mientras transcurrían las apelaciones, la Municipalidad de General Acha “participó de un acuerdo privado con la parte actora -De Luca- para distribuirse los lotes donde vive Moreno y su familia. Pero para tal caso, se debió convocar a todas las partes y no solamente a la actora, y una vez plasmado todo en el expediente, llamar nuevamente para ulteriores observaciones.
“Que no se pierda el expediente”, pidió Kalbermatter, ya que allí consta la posesión veinteñal, con todos los derechos de la familia de Juana Moreno.
Convencido de que la nulidad debe prosperar, el profesional anticipó entonces se hará todo lo que los abogados anteriores no hicieron, para poner coto al caso.
Por su parte, Apestegui dijo que la dueña del inmueble “demuestra que hay contubernio y que hay un grupo mafioso detrás de esto, porque está muy lejos del derecho”. Por eso su accionar esta ahora dirigido a conocer cómo se manejan los tribunales de General Acha”.