Ramos: “Así trabajamos mal”

EL PRESIDENTE DE LA COSEGU Y EL PACTO ELECTRICO

Luego de la firma del Pacto Eléctrico para 2015 y la garantía del gobierno de La Pampa, el presidente de la Cooperativa de Electricidad, Obras y Servicios Públicos de Guatraché (Cosegu), Néstor Ramos, aseguró que aún así están trabajando mal. El dirigente mostró también su preocupación por el futuro de las tarifas que hoy presentan un atraso de al menos un 60 por ciento y se preguntó qué pasará en 2016.
Ramos, que lidera la actual conducción hace algo más de un año, se refirió a los cambios e inversiones que vienen realizando e instó a los socios a acercarse a verificar las cuentas, desmintiendo que se hayan gastado los fondos disponibles que, afirmó, se han incrementado.

Pacto 2015.
“Las cooperativas no estamos acostumbradas a estos manejos”, afirmó y dijo que “eso de deberle a la APE no nos gusta, nosotros siempre trabajamos distinto”. Esa deuda es producto de “la demora en firmar el pacto, que según el propio gobernador a fines del año pasado no se iba a firmar y ahora se hace, pero a casi cinco meses de empezado el año”.
Recordó Ramos además que “hace dos meses nos dijo por los diarios que no firmaba porque no tenía el plan de obras”. Se preguntó “cómo lo íbamos a tener si no sabíamos cuánto era el dinero disponible” y remató indicando que “hace dos meses se lo presentamos y ahora recién firmó. Es verdad que podemos descontar de la APE (Administración Provincial de Energía), pero estamos trabajando mal y eso no nos gusta”.
Además dejó ver su gran preocupación de cara a lo que viene. “Hoy por hoy estamos con una tarifa de un 60 por ciento por debajo de lo real, no quiero pensar lo que puede suceder en 2016”.
Informó que los recursos recibidos fueron volcados “en pequeñas obras de mantenimiento y ampliación, pero la mayor parte fue a salarios de luz y fuerza” y dijo que para este año las cosas son distintas en cuanto a la amplitud de ítems en que se puede utilizar el dinero y permitirá un mayor orden y planificación.

Objetivos.
La conducción que lidera Ramos tiene poco más de un año al frente de la Cosegu. Llegó con un par de objetivos claros, especialmente el de “insertar la cooperativa en la sociedad”, que desde su óptica era vista como “una financiera donde se iba a pagar la luz”.
El otro punto era la relación del consejo de administración con el personal. “Cuando asumimos se venía de nueve meses de conflicto, con los trabajadores haciéndolo a reglamento”. Eso hizo que durante 2013 “no se hiciera nada, casi ni mantenimiento”. Aseguró: “Hemos logrado revertir eso y aún con errores y mucho por hacer estamos cambiando la imagen de la cooperativa”.
Según el presidente, la entidad hoy está sólida. “Hemos logrado mantener y mejorar todos los servicios que se venían brindando y así lo muestran los números”, aunque destacó que “esos números no son todo porque por ejemplo con el sistema corporativo de telefonía celular que ofrecemos hemos logrado con la empresa una serie de beneficios que, traducidos a pesos, permite que un millón por año no se vaya de la localidad, y eso no está en el balance de la cooperativa, es beneficio para los socios y el pueblo”.

Educación e inserción.
Este año la Cosegu puso en marcha un servicio de educación a distancia para toda su gente. Ramos dijo que “fue sobre la hora pero lo pudimos implementar, con varias carreras y tecnicaturas a disposición”.
También han trabajado en agua, donde hubo que invertir en solucionar las pérdidas en el tanque elevado, la cisterna y la red. “Esas pérdidas nos traían problemas de presión en los extremos del pueblo y terminamos invirtiendo más de 800 mil pesos para dejar todo en condiciones y después de cuarenta años sin que se tocara nada”.
En lo relacionado al acercamiento a la población apuntaron a la educación cooperativa, aportando con charlas y eventos culturales y además entregando fondos que la ley destina a financiar proyectos.
Esto está en desarrollo y para ello la entidad tiene a disposición de los establecimientos cooperativos una persona especializada que los asesora. Las acciones ahora apuntan además a trabajar en conjunto con los municipios de Guatraché, Santa Teresa y General Campos y hacerlo desde lo educativo con las carreras a distancia y con proyectos productivos que generen mano de obra.
Una planta de envasado de agua saborizada ya está en marcha y para ello utilizarán parte de la ex planta apícola, un moderno edificio que hoy está parcialmente cedido a la comuna y el resto utilizado como depósito y pañol de la entidad.

Las malas.
Ramos informó que en las últimas semanas la Justicia falló contra la cooperativa en un litigio planteado por los trabajadores por mala liquidación de haberes y otro por un empleado que estuvo contratado en negro.
En el primer caso están a la espera de la liquidación final de los peritos y en el restante deberán afrontar el pago de poco más de 200 mil pesos. “Esto fue un capricho de los anteriores dirigentes, que aún sabiendo el error lo siguieron cometiendo y ahora vamos a tener que afrontar el costo cuando podríamos destinar los recursos a cosas más valiosas para todos”, señaló Ramos.
Por último, Ramos invitó a los socios a acercarse e interiorizarse en el funcionamiento y números de la cooperativa. “Sabemos que algunos sectores andan diciendo que hemos dilapidado los fondos que había cuando asumimos. Eso no es así, hemos invertido mucho y bien y además tenemos más dinero en las cuentas que el que recibimos”, concluyó.