Acá también

Jóvenes pampeanos brindaron una emotiva muestra de solidaridad hacia sus pares de México que se han movilizado para exigir a su gobierno por la aparición con vida de los 43 estudiantes desaparecidos en Ayotzinapa. En el escenario más emblemático de la capital pampeana, los estudiantes de las escuelas de arte dieron cabal muestra de su sensibilidad y compromiso con una causa que ha conmovido a todo el país azteca y a buena parte del planeta.
No deja de ser este acto, también, un toque de atención al mundo de los adultos que, si bien no ha permanecido indiferente ante lo ocurrido, por lo general no ha exteriorizado con la misma convicción ni contundencia su solidaridad con las víctimas. En este caso, a través de sus jóvenes, La Pampa suma su voz de alarma al clamor que se ha alzado en todo el mundo para exigir al gobierno mexicano un mayor involucramiento en las investigaciones y la determinación de responsabilidades de funcionarios públicos implicados en este hecho aberrante.
El continente latinoamericano ha sido pródigo en brindar ejemplos de catástrofes de este tipo especialmente bajo los regímenes dictatoriales que lo asolaron hasta hace apenas décadas. El caso particular de México resalta porque es bajo gobiernos que surgieron del voto popular que se han perpetrado acciones de este tipo, como la recordada Masacre de Tlatelolco de 1968 que quedó impune a pesar del tiempo transcurrido y del elevado número de víctimas.
En momentos en que nos vuelve a visitar un reconocido artista pampeano radicado hace muchas décadas en tierras aztecas, este acto de nuestros jóvenes en solidaridad con sus pares de aquel país adquiere una significación muy especial.