Inicio Opinion Habiendo tantos temas importantes...

Habiendo tantos temas importantes…

La oposición política nacional, y ahora parece que también la provincial, ha encontrado una forma de entretenerse, justificarse y a la vez hacerle perder tiempo al gobierno: promover debates bizantinos, discusiones artificiosas que nada aportan al ejercicio del juego democrático y solo contribuyen a aumentar la confusión general.
En los últimos días tuvimos un claro ejemplo en nuestra provincia cuando el bloque de diputados del radicalismo le planteó por nota al Ejecutivo pampeano que «debe revisar las medidas adoptadas hasta ahora» con relación a la política sanitaria destinada a enfrentar la pandemia de Covid-19. También lo acusó de carecer de una mirada integral sobre el territorio ya que las medidas sanitarias son «uniformes en todas las localidades» al no existir una adecuada valoración «de la autonomía municipal», y hasta se permitió recomendar al gobierno que otorgue a los municipios mayores responsabilidades a la hora de disponer medidas en cada localidad.
Lo primero que surge luego de observar semejante crítica al desempeño de la labor gubernamental más importante del momento -la lucha contra la epidemia- es que la presentación contaba con el consenso interno de la UCR y muy especialmente de sus intendentes. Quedó la impresión de que estos últimos estarían planteando, a través de sus representantes legislativos, alguna inconformidad con la atención que reciben sus localidades por parte de las autoridades sanitarias provinciales.
Nada más alejado de esa presunción. Para sorpresa de todos, los jefes comunales de dos de las poblaciones más importantes del interior provincial, radicales ellos, dejaron mal parados a sus correligionarios diputados al señalar que no fueron consultados sobre la presentación realizada y, además, que no coinciden con los términos de la queja.
Ante la consulta de este diario, ambos funcionarios se encargaron de dejar en claro su conformidad con la política sanitaria diagramada desde el Centro Cívico y añadieron que se descuenta la coordinación y el aporte del Estado provincial pues resulta imprescindible para afrontar la ardua tarea de llevar a cabo la lucha contra la pandemia en todo el territorio pampeano. También elogiaron el desempeño de los equipos de Salud pública y confirmaron que hay contacto permanente entre Provincia y municipios para acordar acciones.
Otro elefante que parece haber pasado desapercibido para los diputados ucerreístas es la reciente solicitada que se publicó en los medios locales firmada por las autoridades municipales de todas las localidades pampeanas, oficialistas y opositores. En ese texto se menciona expresamente un «íntegro apoyo» a las medidas sanitarias adoptadas por el Ejecutivo provincial y se formula una apelación al trabajo coordinado «de los distintos niveles de gobierno nacional, provincial y municipal».
Habiendo tantos y tan importantes temas en la agenda política y económica, es lamentable que se malgasten esfuerzos en estas naderías. Si algo espera hoy la sociedad pampeana es que la clase política esté a la altura de las enormes dificultades que genera esta situación excepcional. Sería bueno que no se defraude esa expectativa.