Inicio Turismo, Salud y Tendencia "La cuarentena puede ser una oportunidad para abandonar la adicción al tabaco",...

«La cuarentena puede ser una oportunidad para abandonar la adicción al tabaco», dicen especialistas

En el marco del Día Mundial sin Tabaco, que se conmemora mañana, los especialistas invitan a tomar conciencia sobre los efectos nocivos y letales que genera el consumo y la exposición al humo ajeno producido por el cigarrillo y destacan la importancia de la contención a personas fumadoras durante la pandemia de coronavirus.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), los productos de tabaco matan a más de ocho millones de personas cada año y un fumador está dentro de los grupos de riesgo de contraer coronavirus, así como también lo son las que tienen otras patologías como enfisema, cáncer, infarto agudo de miocardio, accidente cerebrovascular, neumonías y alergias.

En ese sentido, el médico del Servicio de Neumonología del Hospital Británico y especialista en Tabaquismo, Reynaldo Smith, advirtió que «es muy probable que los fumadores sean más vulnerables al Covid-19, ya que el mismo acto de fumar supone arrimar los dedos a los labios, lo que aumenta la posibilidad de transmisión».

A su vez, explicó que «los fumadores también pueden padecer una enfermedad pulmonar o una capacidad pulmonar reducida, lo que potencia enormemente el riesgo de enfermedad grave. Además ciertos artefactos usados para fumar, como las pipas de agua, suelen conllevar el uso compartido de boquillas y mangueras, lo cual puede facilitar la transmisión del Covid-19 en ambientes comunitarios».

«Este tipo de afecciones, que incrementan las necesidades de oxígeno o reducen la capacidad corporal de darle un uso adecuado, conllevan un mayor riesgo de sufrir afecciones pulmonares graves como la neumonía. Al igual que otras enfermedades relacionadas al habito de fumar, cuando uno deja de fumar se aleja paulatinamente del riesgo de contraer algunas de las enfermedades ocasionadas por el consumo de tabaco y los riesgos van disminuyendo», agregó.

Ante esta situación, se recomienda consultar a un médico cuando se presente algún síntoma como disnea (sensación de falta de aire que se produce al hacer un esfuerzo al respirar) y/o tos, con o sin expectoración y sin otra causa que lo justifique.
«En estos casos, la atención por Teleconsulta puede realizarse perfectamente y es muy recomendable. El médico especialista durante la consulta a través de video le brindará apoyo y ayuda al paciente que quiera dejar de fumar a lograrlo», concluyó Smith.

La cuarentena, una oportunidad.

Por otro lado, la médica especialista en neumonología y presidenta de la Unión Antitabaquica Argentina (Uata), Cristina Gaitan (M.N. 62306), compartió su opinión en la agencia de noticias Télam y advirtió que «el cigarrillo y otras formas de consumo de nicotina matan más de 8.000.000 de personas al año, de las cuales más de 7 millones son consumidores directos y 1,2 millones fumadores pasivos. Aproximadamente 165.000 niños mueren antes de cumplir 5 años por infecciones respiratorias causadas por el humo de tabaco ajeno».

En el caso de Argentina, afirmó que «cada año mueren 44.000 personas por causas vinculadas a su consumo. Los niños comienzan a fumar a los 12 años y 1 de cada 5 jóvenes de 13 a 15 años fuma».

A su vez, indicó que «en estos días de cuarentena, prestigiosos noticieros expusieron en reiteradas ocasiones la problemática del sufrimiento de los fumadores por el desabastecimiento en los quioscos».

«Respetamos a quienes quieran fumar pero qué momento oportuno para advertir acerca del daño que implica para él y su grupo familiar, especialmente en esta época de aislamiento social donde el humo de 2° y 3° mano se acumula aún más en los ambientes», agre´go.

La médica recordó la «la deletérea asociación entre Covid-19 y tabaco, sabiendo que quienes fuman tienen más chance de enfermar, con mayor gravedad y peor pronóstico», y precisó que «muchos profesionales continuamos realizado cesación tabáquica con la ayuda de la tecnología y confirmamos que este difícil período que estamos atravesando lejos de ser un impedimento puede ser una excelente oportunidad para abandonar la adicción».

La especialista destacó el lema que eligió la Organización Mundial de la Salud este año: «Proteger a los jóvenes de la manipulación de la industria y evitar que consuman tabaco y nicotina», y sostuvo que «afortunadamente la población fumadora se ha reducido, siendo en nuestro país del 22%».

«Las tabacaleras al ver disminuidas sus ganancias rápidamente lanzaron al mercado los dispositivos electrónicos, con atractivos diseños y sabores. Estudios realizados en Estados Unidos informan que el 40 % de jóvenes de 18 a 24 años que los utilizan nunca habían fumado, demostrando que mediante el mal llamado ‘vapeo’ los inicia en la adicción, sometiéndolos a la inhalación de múltiples tóxicos químicos, además de nicotina, que ocasionan daños irreversibles en el pulmón, con neumonía fatal registrada en cientos de casos», explicó.

«En nuestro país no está permitida su comercialización, sin embargo las poderosas estrategias de marketing llegan a través de las redes sociales, eventos musicales, series y películas donde pueden abordar con engañosa publicidad a los más vulnerables ¡nuestros jóvenes!», advirtió.

Finalmente, resaltó que se necesita del respaldo del Estado, que debe tomar medidas «como estimular a las provincias tabacaleras en la reconversión de cultivos y especialmente firmando el convenio marco, gran deuda pendiente y tan necesaria para impedir que la industria tabacalera evite cumplir la legislación existente contra el tabaco y aproveche lagunas normativas».

«Así entre todos, podremos proteger a nuestros niños y adolescentes contra su manipulación y evitar que nuevas generaciones se inicien en esta temible adicción», concluyó. (NA/Télam)