Otra vez en octavos

Con la derrota 4 a 2 frente a Francia, la Selección argentina volvió a quedar afuera de un Mundial en octavos de final como en Estados Unidos 1994.
Exceptuando la caída en la primera ronda de Corea-Japón 2002, la albiceleste había logrado quedar, al menos, entre los ocho mejores en los mundiales que se sucedieron desde México 1986.
El título en el Estadio Azteca y el subcampeonato en Italia 1990 habían sido la seguidilla de la mano de Diego Maradona y bajo la dirección de Carlos Bilardo. En 1994, con Alfio Basile, la Selección cayó en octavos por 3 a 2 frente a Rumania.
En 1998 terminó la ilusión en cuartos frente a Holanda (2-1); en 2002 la despedida fue en primera ronda; en Alemania 2006 otra vez los cuartos de final dijeron basta (caída por penales ante los locales), al igual que en Sudáfrica 2010 (0-4 ante Alemania). En Brasil 2014 otra vez aparecieron los alemanes para destruir el sueño, aunque en la final y con el gol de Mario Götze. Y ayer, en Kazán, los octavos fueron la barrera que dijo basta.