Santa Rosa y Mac Allister, a mano

LIGA CULTURAL: EN DUELO DE NECESITADOS BENAVIDEZ SE FUE DEL ALBO CON UN EMPATE

En lo que fue el último partido de Benávidez como técnico del Albo, Mac Allister se encargó de arruinar la fiesta de despedida consiguiendo un empate sobre la hora. Ambos equipos sumaron su primer punto en el Clausura.
Con estilos de juego distintos y en un partido donde ambos equipos necesitaban ganar, Santa Rosa estuvo cerca de quedarse con lo tres puntos en el Mateo Calderón pero terminó igualando sobre la hora con el Deportivo Mac Allister por 1-1, en un encuentro correspondiente a la segunda fecha del Torneo Clausura de la Zona Norte de la Liga Cultural.
Gonzalo Domínguez abrió la cuenta para los locales a los 11 minutos del complemento, pero una hermosa volea de Iñaki Benvenuto a pocos minutos del final decreto el amargo empate, ya que el resultado final no le sirvió a ninguno.
El partido, el último para Jorge Benavídez en el banco albo, se jugó de manera discreta y prolija. Los jugadores de ambos equipos no se entregaron a la fricción, aunque si hubo varios lesionados.
El primer tiempo definió los estilos. Santa Rosa buscó manejar la pelota por abajo aprovechando la buena técnica de sus volantes y la velocidad del siempre desequilibrante Fensel. Y Mac Allister, de la mano de Montenegro, intentó llevar peligro al arco de Moslares a través de pelotazos cruzados, con posteriores desbordes y centros que tenían un solo objetivo, Eber Casanova.
Poco pasó hasta promediar los primeros 45 minutos, porque recién a los 26 el Albo tuvo una clara. Tras un tiro de esquina Abrigo envió un centro habilitando a Muñoz, que remató sobre el cuerpo de Roo, dejando el rebote servido para Rambur que solo tuvo que empujarla, aunque Pardo Aguilera anuló bien la jugada porque el volante estaba fuera de juego.
La respuesta llegó a los 29. Una combinación entre Montenegro y Casanova terminó con un débil disparo de González.
Ya sobre el final, fue la visita quien volvió a avisar. En uno de los tantos pases cruzados del 10 del Depo, el Pescado dominó la pelota y sacó un violento remate al palo derecho de Moslares, provocando una buena atajada del uno local.
Los equipos se fueron al descanso con la tarea de tener que quebrar a unas defensas que hasta ese momento, se habían mostrado sólidas.

Los goles.
El segundo tiempo, teniendo en cuenta la importancia de los tres puntos, fue más atractivo. Iban apenas tres minutos cuando Casanova le dio un pase largo por la banda a González, quien enganchó sobre la marca rival y desde el borde del área remató con fuerza al ángulo derecho de Moslares. El arquero, con una volada espectacular, logró desviar el balón.
De a poco y sin mucho peligro comenzó a reaccionar el Albo, y luego de una serie de centros malogrados llegó el gol. Maxenti recuperó en la mitad y abrió para Fensel, este desbordó y envió la pelota hacia el área chica, donde los centrales de Depo no advirtieron la presencia de Domínguez, que tuvo tiempo para bajarla de pecho y colocarla abajo dejando sin chances a Roo.
Luego de la apertura del marcador, llegaron las lesiones y el partido entró en un pozo que parecía no tener fin. Alou movió el banco y decidió arriesgar. Reemplazó a Martinet por Iñaki Benvenuto dejando a su equipo con tres en el fondo.
El cambio tuvo efecto positivo porque Mac Allister se fue con todo al ataque y Santa Rosa, que cuidaba la ventaja, se vio desbordada. A los 38 un centro de Montenegro culminó con un cabezazo de González que pudo contener Moslares.
La única jugada de riesgo para el Albo en el complemento llegó a los 41. El ingresado Cornejo habilitó a Abrigo y este último pateó cruzado abajo. La pelota se fue apenas desviada.
Los minutos finales fueron todos para la visita y la insistente búsqueda tuvo recompensa. Un centro a los 43 del volante creativo del Depo, desde la izquierda, terminó en la cabeza de Casanova, que inteligentemente peinó la pelota y se la dejó servida a Iñaki Benvenuto. El delantero la paró con el pecho y de media vuelta definió arriba, al palo derecho del arquero albo.
Lejos de conformarse con el empate agónico, Mac Allister fue por los tres puntos y casi lo consigue. La última jugada del partido tuvo como protagonista al experimentado arquero de Santa Rosa. Tras una maniobra muy buena de Darío Benvenuto y un posterior pase atrás sobre la línea de fondo, el Pescado quedó solo para rematar pero Tato Moslares le achicó bien y le ahogó el grito al delantero.
El empate no le sirvió a ninguno, aunque quizás la visita se fue un poco más conforme por la forma en la que igualó el encuentro. De todos modos, ambos equipos saben que no pueden dejar pasar más partidos sin sumar de a tres.