“Cualquier cosa que hagamos va a parecer poco gradual”

El ministro de Interior, Rogelio Frigerio, dijo ayer que el Gobierno tuvo que subir las tarifas de los servicios porque el país se quedaba sin energía y afirmó que pese al “esfuerzo que ha hecho la sociedad”, el Estado aún subsidia 70% del costo de la energía.
“Pese al esfuerzo que ha hecho la sociedad asumiendo que esto no podía quedar de esta manera, las tarifas cubren el 30% del costo de la energía, el Estado sigue subsidiando un 70% del costo de la energía”, dijo Frigerio en diálogo con radio Mitre.
En ese sentido, señaló que “estamos tan mal, lo que heredamos fue tan complejo, un Estado totalmente desmantelado, una Argentina con tarifas congeladas que se quedaba sin energía, que la verdad que cualquier cosa que hagamos va a parecer poco gradual”.
“Para la gente esto ha sido muy difícil, duro y poco gradual pero para la situación en que encontramos a la Argentina uno podría plantearlo de otra manera”, agregó.
Frigerio aseguró que “todas las áreas del Gobierno trabajan con una mirada especial para los sectores más vulnerables, estamos haciendo intervenciones con todas las áreas del Estado que tienen que ver con lo social, bajan al territorio y entran a abordar toda la problemática social de los lugares”.
“Nosotros creemos que hay que ocuparse de todo al mismo tiempo y rápido, si Argentina se quedaba sin energía afecta a todos, a los más pobres también. En todos los casos las políticas pensamos en los sectores más vulnerables”, remarcó.
En este contexto, sostuvo que “cuando reconocemos que nos equivocamos lo hablamos con los que están más cerca de la trinchera de la sociedad y lo reconocemos y corregimos lo que hay que corregir. En cambio, el Gobierno anterior cuando se equivocaba redoblaba la apuesta”.
“Nosotros nunca dijimos que no nos íbamos a equivocar, pero estamos convencidos que estamos en la dirección correcta. Con un Estado activo e inteligente vamos a poder aplicar con más precisión las políticas”, agregó.

Jubilaciones.
Por otra parte, dijo que el proyecto de jubilaciones “es un cambio de paradigma”, porque “hemos planteado ahora el proyecto de ley para que los 2,5 millones de jubilados vean aumentados sus ingresos en casi 45% y se les pague lo que se les debe y vamos a financiar este compromiso con la plata de los jubilados, hasta ahora se usaba para cualquier cosa menos para pagar a los abuelos”. (Télam)