“Gano 83 mil pesos y con inflación del 35% es difícil”

El presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, señaló ayer que los senadores perciben un sueldo de “83 mil pesos” y que “con una inflación del 35 por ciento es difícil”, al tiempo que negó que el aumento de las dietas haya sido del 47 por ciento.
“Gano igual que todos los senadores, 83 mil pesos. Eso es una suma de conceptos. Con una inflación del 35 por ciento, es difícil”, afirmó Pinedo al justificar el aumento de las dietas que perciben los legisladores nacionales, las cuales incluyen gastos de representación y pasajes aéreos.
Al respecto, precisó en declaraciones a radio La Red que “el aumento de las dietas y de los gastos, o sea, el aumento total, es del 18 por ciento en los ingresos de bolsillo, con una inflación del 35”.
“La verdad, es un tema que tiene complejidad. Se dijo que había aumentado el 47 por ciento y la verdad es que aumentó 18 por ciento en el bolsillo, porque todo se lo lleva el impuesto a las ganancias”, agregó el senador oficialista.

Suspensión.
La presidencia de Diputados dio a conocer ayer la resolución por la cual se formalizó la suspensión del aumento de conceptos adicionales a los salarios de los legisladores del cuerpo, mientras que en el Senado siguen vigentes los aumentos dispuestos en una resolución conjunta de ambas cámaras y que tuvo una adversa reacción pública.
La Resolución que oficializa en Diputados la decisión de retrotraer el aumento data del jueves y lleva las firmas del presidente de la Cámara baja, Emilio Monzó (PRO), quien anunció la medida el jueves pasado durante el tratamiento en el recinto del Presupuesto Nacional 2017, y de la secretaria administrativa del cuerpo, Florencia Romano.

Senado.
En tanto, desde el Senado, distintas fuentes parlamentarias indicaron que la frustrada reunión que los presidentes de bloque iban a mantener este jueves y que debió postergarse por la poca presencia de senadores en el Palacio Legislativo, sería preprogramada para la semana que viene y desde el macrismo anticiparon que “la idea es dar marcha atrás con el aumento”.
Desde el propio macrismo ya calificaron como “un papelón” que la vicepresidenta Gabriela Michetti no haya adoptado una posición similar a la de Diputados luego de que el propio presidente Mauricio Macri exhortara a los legisladores a “no pasarse de largo” con los incrementos. (DyN)

Compartir