Sumó otra impugnación

CANDIDATURA DE CARLES PARA LA CORTE

La candidatura del jurista Roberto Carlés para ocupar la vacante que dejó Raúl Zaffaroni en la Corte Suprema de Justicia sumó ayer otra impugnación.
Se trata de una presentación que realizó la ex diputada Fernanda Gil Lozano (Frente Renovador) dirigida al ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Julio Alak, en la que cuestiona al postulante del Ejecutivo y sostiene que ese lugar debe ser integrado por una mujer “para garantizar la representación femenina y la diversidad de género”.
El escrito detalla que fue promovido tomando como referencia el artículo 99 inciso 4 de la Constitución Nacional, la Ley 26.183 y el Decreto 222/03, que funcionan como marco normativo del proceso de designación de los miembros de la Corte, de los cuales se desprende que “la inclusión de nuevos miembros permita reflejar las diversidades de género, especialidad y procedencia regional en el marco del ideal de representación de un país federal”.

Carmen Argibay
Al respecto, la dirigente remarcó que en enero de 2005 el ex presidente Néstor Kirchner designó a Carmen Argibay en la Corte, “hecho que mereció un reconocimiento unánime” porque a partir de su nombramiento (que se sumó al de Elena Highton de Nolasco) “se concretó la voluntad del ex mandatario de incorporar mujeres al más alto tribunal del país”.
Gil Lozano destacó que “la incorporación de las ministras, no sólo significó un logro en sí mismo, sino que impulsó los avances más importantes efectuados en esta década en materia de género por parte de un Poder del Estado a nivel nacional”.
La dirigente massista explicó que con la actual composición de cuatro miembros, entre los que sólo hay una mujer, “corresponde que la vacante producida sea integrada por otra representante femenina, a fines de dar cumplimiento a los estándares mínimos de participación”. (NA)