Tildan de “delirante” la deuda a 100 años que toma el gobierno

¿EL MACRISMO NO CONFIA EN SU PROPIA POLITICA ECONOMICA A FUTURO?

La Argentina colocó ayer un inédito bono a 100 años de plazo por 2.750 millones de dólares con un rendimiento del 7,9% anual, en una movida que sorprendió al mundo financiero y que según el gobierno refleja “confianza” en el país.
Al defender la decisión de colocar un título que vencerá teóricamente en el 2117, Finanzas consideró que la operación “refleja la confianza del mercado en la normalización de la economía argentina”.
Señaló que la operación “se enmarca en el objetivo del Gobierno Nacional de asegurar el financiamiento en las mejores condiciones posibles para el crecimiento de la economía y la generación de empleo”.
“A pesar de la incertidumbre actual en los mercados internacionales, el Gobierno demuestra, gracias a su gestión, la capacidad de obtener financiamiento a muy largo plazo y a las tasas nominales más baja de la historia argentina” agrega el comunicado del ministerio.
Caputo afirmó que la Argentina que durante el segundo semestre del año estima colocar bonos en euros, yenes o francos suizos por un equivalente a 2.600 millones de dólares.
El ministro explicó que en la colocación se recibieron ofertas por 9.750 millones de dólares, en una rueda de prensa realizada en el ministerio.
El título se convirtió así en el más largo de la historia, superando al Bono Argentina, que tiene vencimiento en 2046, entre los títulos emitidos en dólares por el país.
Caputo afirmó en un comunicado que la emisión fue posible “gracias a que logramos recuperar la credibilidad y la confianza del mundo en Argentina y en el futuro de nuestra economía”, afirmó el ministro de Finanzas, Luis Caputo.
Con esta emisión, Argentina pasa a ubicarse en el selecto grupo de naciones con emisiones de bonos soberanos a 100 años como México, Bélgica, Irlanda, China, Dinamarca o Suecia, según el comunicado oficial.
“Estamos más cerca de países normales como Bélgica o México que de Venezuela, con quien el gobierno anterior solía endeudarse a 5 años de plazo y a tasas de un 15%”, agregó Caputo al criticar la política financiera del gobierno kirchnerista.
Sostuvo que la operación “Es un sello de confianza no sólo en esta Administración sino también en el futuro del país”.
El Ministro resaltó que la operación muestra “prudencia y responsabilidad: estamos aprovechando un momento de tasas muy bajas a nivel mundial y es importante, entonces, balancear los plazos de endeudamiento”.
Caputo pidió “no perder perspectiva; lo que pagamos en esta emisión es lo mismo que pagaba Estados Unidos por su deuda a largo plazo en la década de los ´90”.
“Financiarse a largo plazo y con tasas bajas es hacer una gestión responsable y cautelosa de nuestra deuda”, añadió el ministro de Finanzas.

Oposición.
Integrantes de la oposición criticaron la emisión del bono en dólares a 100 años, al considerarlo “inconstitucional” y advertir que es una deuda que deberán afrontar “10 generaciones”.
El ex ministro de Economía Axel Kicillof consideró que “así no se puede seguir”, mientras cuestionó que “el Gobierno de Macri se dispone a colocar deuda por un siglo”.
En ese sentido, puntualizó: “Sí, ¡100 años! Deuda que se va a pagar por 10 generaciones”, e ironizó: “Dicen que no hay mal que dure 100 años. La pesada herencia del macrismo parece que sí”.
“Macri piensa emitir a una tasa que nos va a hacer pagar hasta ocho veces el capital que nos prestan”, fustigó el diputado nacional en su cuenta de la red social Twitter.
En la misma plataforma virtual, el ex jefe de Gabinete Aníbal Fernández apuntó: “El endeudamiento a 100 años es inconstitucional”. (NA)

“Me parece un error garrafal”
Luego de la sorpresiva decisión del Gobierno de emitir un bono con plazo de cien años por un monto de u$s 2.750 millones con un cupón de interés de 7,125% y un rendimiento del 7,9% el economista Guillermo Nielsen afirmó que la medida es “inconcebible” y un “error garrafal”.
En diálogo con ámbito.com el profesional se mostró crítico con la determinación: “Yo no sé lo que se buscó, no logro entenderlo. Me parece inconcebible y un error garrafal, más teniendo en cuenta la cercanía con las elecciones”.
En este sentido, Nielsen remarcó que la medida “no cambia el programa financiero” y que la colocación resulta un error ya que no se puede tomar semejante compromiso siendo “un país de frontera”.
En cuanto al panorama político, el economista expresó que no sabe a ciencia exacta cuánto incidirá la medida en las próximas elecciones legislativas de octubre, ya que ahí juegan “factores emocionales”.
Apenas conocida la noticia sobre la colocación, Nielsen la había calificado como un “delirio importante” en su cuenta de Twitter. “Con esta medida el Gobierno está diciendo que no confía en su política económica a futuro”, detalló Nielsen consultado por este medio.
La nueva emisión ocurrió un día antes de que la banca Morgan Stanley Capital International defina si el mercado argentino deja de ser “de frontera” para elevarse a la categoría de “emergente”, lugar que dejó de ocupar en el año 2009. El proceso formará parte de la Revisión Anual de la Clasificación del Mercado de 2017.
Esta situación será clave para el país ya que actualmente hay fondos internacionales que tienen prohibido ingresar en acciones argentinas debido a la categoría actual que ocupa nuestro mercado y se espera que, de concretarse la modificación, ingrese un importante flujo de fondos. (Ambito.com)

Sin cambios la tasa de Lebac
El Banco Central mantuvo la tasa de Lebac en el 25,5% anual para el plazo de 28 días, en una jornada en la cual se concretó la renovación del 80% del vencimiento con lo que tuvo que inyectar al mercado más de 120 mil millones de pesos, informó ayer en un comunicado.
Ante el feriado del martes, la autoridad monetaria debió realizar la licitación en el inicio de semana. Los movimientos del organismo que conduce Federico Sturzenegger estuvieron en línea con lo esperado por el mercado, a la espera de señales más claras de desinflación.
“Las propuestas alcanzaron un nivel de $427.772 millones, adjudicándose $424.272 millones, lo que implica la renovación parcial del vencimiento que era de $547.042 millones y una baja en el stock en circulación por $122.770 millones”, señaló el Banco Central en el informe.
De este modo, el Central liberó al mercado unos 120 mil millones de pesos que no fueron renovados y que podrían tener mayor presión sobre los precios.
La autoridad monetaria indicó que “las tasas de corte se ubicaron en 25.5%, 25.25%, 24.75%, 24.35%, 24% y 23.75% para los plazos de 28, 56, 91, 147, 210 y 273 días, respectivamente”.
“Dado el reciente cambio operativo respecto de la política monetaria y a los efectos de mantener consistencia en el análisis, al considerar la variación semanal de la base monetaria asociada a la licitación de Lebacs, se deberá tener en cuenta también las operaciones de Pases”, recordó la entidad.
La semana pasada, el Banco Central había decidido mantener su tasa de política monetaria en 26,25%, a pesar de que había destacado que la economía pudo retomar “el proceso de desinflación”.
“Las estimaciones y los indicadores de alta frecuencia de fuentes estatales y privadas monitoreados sugieren que en junio la economía continúa en el proceso de desinflación retomado en mayo”, había pronosticado.
La tasa de pases cumplió, de ese modo, dos meses en el mismo nivel, lo cual hacía suponer que la ausencia de variaciones se iba a replicar en el caso de las Lebac. (NA)