Juez dicta preventiva

FUGADO DE LA PRIMERA

El juez Fernando Rivarola dictó la prisión preventiva a Jonhatan “Gringuito” Luna de 20 años de edad, luego de que la semana anterior se fugara de la Seccional Tercera. La figura bajo la cual quedó la carátula fue “robo agravado por el supuesto uso de arma de fuego en concurso real con robo simple”.
La audiencia se realizó pasado el mediodía de ayer. El joven había protagonizado dos ilícitos, previo intento de fuga, el pasado viernes, de la Seccional Tercera, lugar donde se encontraba alojado.
El joven Luna, de 20 años, fue formalizado en horas del mediodía de ayer. La audiencia se realizó en la sala 2 de la Ciudad Judicial, no contó con personal de prensa presente y estuvo acompañado por la defensa del abogado Carlos Pérez Funes.
El juez que intervino fue Fernando Rivarola y el fiscal actuante debía ser Carlos Ordas, a quien actualmente subroga la fiscal Cecilia Martiní. Pérez Funes le dijo a los medios que la figura bajo la cual se encuadró la formalización fue por dos hechos perpetrados por Luna: en el primer caso, el robo a una inmobiliaria, que ocurrió con tentativa de fuga y el robo en una imprenta, en cuyo caso Luna se dio a la fuga.
Bajo estos hechos, el juez caratuló el expediente, bajo la figura de “robo agravado por el supuesto uso de arma de fuego, en concurso real y robo simple”. De esta forma, la fiscal solicitó y el juez hizo lugar al pedido, de prisión preventiva para el joven, hasta la finalización del proceso de investigación de los hechos ilícitos.

Pedido.
Por otro lado, el acusado que se encuentra detenido en la comisaría Tercera, denunció el pasado lunes, apremios ilegales. Afirmó que pese a haber radicado la denuncia, fue nuevamente trasladado a la sede policial y volvió a ser golpeado.
Por ese motivo, el juez hizo lugar al pedido de revisión médica del joven por parte de un médico forense y solicitó que sea trasladado a otro centro de detención. Su abogado, Pérez Funes, informó que el joven presenta hematomas en distintas partes del cuerpo y que según le manifestó su defendido, presentaría sangre en su orina, debido a los golpes recibidos.