Ahora Lisandro Ranocchia volvió al gabinete

HABIA DADO UN PORTAZO PORQUE QUERIA SER MINISTRO

El abogado santarroseño Lisandro Ranocchia ejerce desde ayer el cargo de Subsecretario de Seguridad Ciudadana, y de esa manera concreta su regreso al gobierno provincial que conduce Carlos Verna.
El funcionario había renunciado hace pocas semanas al cargo de Subsecretario General de la Gobernación, al parecer disgustado y entendiendo que ante el alejamiento del gabinete del ex ministro de Seguridad Juan Carlos Tierno podría haber sido mencionado para ocupar ese cargo. Dolido por la situación -“no enojado”, se encargó de aclarar-, Ranocchia presentó su renuncia y se volvió a trabajar a su estudio particular.
No obstante habría quedado pendiente una reunión con el propio gobernador -que le había pedido que la semana posterior a la renuncia fuera a su despacho-, pero ese encuentro por algún motivo se frustró y se pensó que no sucedería.
Pero en el reciente congreso del Partido Justicialista realizado en Quemú Quemú -Ranocchia es congresal-, hubo un saludo y el propio Verna lo recibió con afecto: “¡Lichy, qué sorpresa verte por acá!”, le dijo el primer mandatario con una amplia sonrisa.
“El lunes mismo lo llamás a Marcelo (García, secretario privado del gobernador) y me vas a ver… y si estoy ocupado me esperás”, casi le ordenó ante la mirada de algunos testigos que no estaban entendiendo muy bien lo que pasaba.

Reto y ofrecimiento.
Efectivamente el abogado estuvo con Carlos Verna, escuchó alguna reconvención por su alejamiento intempestivo -casi un reto en un tono afectuoso-, pero a su vez recibió el ofrecimiento de volver al equipo
Precisamente ayer el primer mandatario le dijo que estaba firmando el respectivo decreto de designación y que volvía a trabajar, ahora en vínculo directo con el nuevo ministro de Seguridad, Julio González. De hecho Ranocchia participó de la reunión entre funcionarios de la provincia y de la Justicia por la implementación de tobilleras electrónicas a golpeadores (ver nota aparte).
Por otra parte también trascendió que otro abogado, Juan Pablo Fasce, se sumó al gobierno provincial, ocupando precisamente el cargo que dejó vacante el propio Ranocchia al renunciar, en el área de la Secretaría General de la Gobernación.
Fasce supo estar vinculado a la gestión de Juan Carlos Tierno, en su breve paso por la intendencia capitalina.