Altolaguirre se reunirá con Bargero

INTENDENTE QUIERE CONOCER OBRAS RELACIONADAS CON EL MEGAESTADIO

El intendente Leandro Altolaguirre presentó ayer nuevos equipos municipales. Junto al gerente del Ente Municipal de Higiene y Salubridad Urbana (Emhsu), José Hurtado, y un grupo de funcionarios y concejales de la comuna, presentaron un camión 0Km y tres equipos de caja recolectora-compactadora para sumar a la flota de unidades que desarrolla el servicio de recolección de residuos en la ciudad.
En la oportunidad, el jefe comunal explicó que se trata de la adquisición de nuevo equipamiento para el Emhsu por una inversión del orden de los 3,9 millones de pesos. Se adquirió un camión marca Ford modelo Cargo 1723 4X2 0Km, equipado con caja recolectora-compactadora marca Scorza modelo CS6 de 17m3; y tres cajas recolectoras-compactadoras Marca Scorza modelo CS6 de 17 m3.
En ese marco, indicó que también se presentó un camión “reciclado casi a nuevo gracias a una gran tarea de parte del personal de talleres del Emhsu”, para renovar el equipamiento “de algunos camiones que ya están al borde del fin de su vida útil, pero que aún prestan un buen servicio gracias al excelente mantenimiento que se le viene realizando”.

Casi treinta camiones.
Por su parte, Hurtado remarcó que el Emhsu cuenta en la actualidad con una flota de 28 camiones en total, entre los cuales 18 cuentan con equipo compactador, y que cada unidad “debido al constante trabajo que desarrolla, tiene un promedio de utilidad de cinco o seis años, que en muchos casos se extiende a ocho, realizándole un adecuado mantenimiento y reciclando parte de sus componentes”.

Registro de fleteros.
Durante la presentación, el intendente resaltó que recientemente desde la Municipalidad de Santa Rosa se impulsó la creación de un registro municipal de fleteros, con el objetivo no solo de asesorar y capacitar a los particulares que desarrollan la actividad, sobre como regularizarse con el monotributo, para poder acceder a líneas de crédito social que gestiona el municipio, sino también para concientizar a los fleteros que prestan servicios de limpieza de escombros, ramas y otros tipos de residuos sobre la obligación que tienen de depositar los mismos en los dos lugares especialmente habilitados a tal fin, como lo son el Relleno Sanitario Municipal, y la Planta de Transferencia de Residuos Sólidos Urbanos que se está terminando de edificar sobre la calle Tita Merello, en las inmediaciones del barrio Plan 5000.
Sostuvo además que “la idea es tratar de controlar que no sigan apareciendo los habituales minibasurales que surgen habitualmente por la acción irresponsable de particulares que arrojan residuos en la vía pública, los cuales generan un importante riesgo sanitario para la población, además de un ineficiente gasto de recursos para la comuna, que debe destinar reiteradamente equipos y personal para atender esa problemática”.

Reunión con Bargero.
El intendente anticipó que la semana que viene mantendrá una reunión con el ministro de Obras Públicas del gobierno provincial, Julio Bargero, para dialogar entre otros temas de los avances en el proyecto de obras relacionadas con el Megaestadio, y otras obras importantes para la zona como asfalto, pluviales, agua, y cloacas.
También planteó la necesidad de conversar durante la mencionada reunión de la posibilidad de dar alguna respuesta al consorcio del barrio Río Atuel, donde se están registrando problemas edilicios debido a las situaciones de colapso de los sistemas de cloacas en los sectores internos. El jefe comunal explicó que en este caso se presentan “ciertos inconvenientes jurídicos por la condición de propiedad horizontal que tiene el barrio y la índole privada que tienen sus espacios comunes, ajenos a la responsabilidad del municipio”.

Más canales y entubamientos
El intendente Leandro Altolaguirre anunció que días atrás se inició, en el marco del plan de obras de mitigación que se están desarrollando en distintos sectores de la ciudad, la construcción de un canal con una sección trapezoidal, que incluye el entubamiento soterrado de los líquidos pluviales que se recolecten a través de una alcantarilla al nivel del cruce de calles, que tendrá como principal función evitar que su escurrimiento genere los habituales zanjones, el deterioro de la calzada y los anegamientos que perjudican a los vecinos. En el mismo marco precisó que otra obra que está pronta a iniciarse es “la refuncionalización y rediseño del canal que cruza por la Avenida Perón a la altura de la calle Unanue, donde se generan habitualmente situaciones de taponamiento, y dejan el tramo prácticamente intransitable por el agua, sumados a otros inconvenientes a los vecinos de los alrededores por el oleaje que surge de la circulación vehicular”.
Anticipó respecto a esta obra que “se hará un rediseño de la alcantarilla que pasa por dicho sector, para permitir un escurrimiento más práctico, que evite el anegamiento”.