“Hay un contrasentido de Buenos Aires”

VIDAL AVALA PORTEZUELO DEL VIENTO Y PIDE EMBALSAR MAS AGUA

El secretario de Recursos Hídricos, Javier Schlegel, aseguró ayer que “hay un contrasentido de Buenos Aires” en su postura sobre los recursos hídricos interprovinciales al pedir “erogar menos agua en Casa de Piedra”, algo que comenzó a suceder ayer, por la crisis del río Colorado, que será afectado por la construcción de Portezuelo del Viento, la presa que también aprobó la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal, por su alineamiento al gobierno nacional.
“Lo que está pidiendo el representante de Buenos Aires es por la crisis hídrica; ellos piden erogar menos en Casa de Piedra, por lo que se pasó de entregar 115 metros cúbicos por segundo a 105” desde ayer, manifestó el funcionario. La cota del embalse llega hoy a 275,83 metros sobre nivel del mar, 5 metros por debajo de los niveles más normales como 2010.
De esa forma, Buenos Aires, que tiene un cupo de alrededor de 120 mil hectáreas para regar, en Corfo -entidad destinada a la planificación integral de la zona bajo su jurisdicción-, pidió embalsar más agua para su cuidado y para tener una reserva mayor ante la caída del caudal hídrico del Colorado.
Schlegel comentó que “el caudal histórico del Colorado para esta fecha son 143 metros cúbicos por segundo y ahora esta en Buta Ranquil en 105 metros cúbicos por segundo, muy por debajo del caudal; este es el noveno año de déficit hídrico del Colorado. Eso lo advertimos con Portezuelo porque va a agravar esta situación”.
Lo curioso es la postura de Buenos Aires que reconoce la crisis hídrica del Colorado, pero aprueba Portezuelo del Viento que perjudicará más aún aquel caudal.
Siguiendo en esa línea, el secretario pampeano agregó que “vamos a tener menos caudal ingresando a Casa de Piedra, entonces es llamativo lo de Buenos Aires que vota a favor de Portezuelo y ahora pide embalsar más agua. Están solicitando cuidar el volumen de agua y a la vez están de acuerdo con la obra”.
Al dar cuenta de la curiosa postura de Buenos Aires, a favor de Portezuelo del Viento, el funcionario explicó que la presa, que se pretende construir en Mendoza sobre el río Grande, “va a deteriorar notablemente el ingreso de agua a Casa de Piedra y ni hablar si se hace el trasvase (del río Grande al Atuel) porque el impacto allí sería catastrófico”.

“Es inviable”.
El gobierno pampeano cuestionó en el Comité Interjurisdiccional del Río Colorado (Coirco) la construcción de Portezuelo del Viento, porque perjudicará la calidad y cantidad del agua del Colorado. Fue La Pampa la única provincia que se opuso con fundamentos técnicos. Buenos Aires, Neuquén, Río Negro y Mendoza dieron su aprobación a la presa que cuenta con el aval nacional.
“Nación juega muy alineado con Mendoza con respecto a Portezuelo, sin considerar la realidad. Están vendiendo un ‘blef’, porque la presa no se puede justificar desde los aspectos energéticos, ambientales e hidrológicos. Es una obra inviable desde cualquier análisis y punto de vista”, dijo Schlegel.
El funcionario provincial además reiteró la postura del Ejecutivo que comanda Carlos Verna al afirmar que la presa es “una promesa política” del gobierno de Cambiemos con el mandatario mendocino, Alfredo Cornejo, de la UCR.