Inician obras en un barrio abandonado de 122 casas

REALICO: LOS TRABAJOS ESTARAN A CARGO DE LA SAPEM

El barrio de 122 viviendas aún no puede ser entregado, a pesar que lleva más de dos años finalizada la construcción. El retraso se dio por obras de infraestructura básica, ya que hubo que adecuar la obra de cloacas. Ahora se necesita hacer una revisión y reparación en todas las unidades habitacionales por el tiempo que estuvieron abandonadas, lo que se estima llevará más de 60 días.
El secretario de Obras Públicas municipal, Alejandro Avila, indicó que desde el municipio ya han iniciado tareas de limpieza y acondicionamiento en el predio. Mañana se firmará el contrato con la Sapem para iniciar las tareas de revisión y acondicionamiento de las viviendas, que serán revisadas una por una en su estructura.
El municipio espera que el personal del IPAV arribe en las próximas horas para que haga entrega de las llaves, lo que permitirá comenzar tareas formales en el interior de las casas. Se revisarán además sistemas de energía, cloacas, agua y gas, que puedan haberse perjudicado producto del abandono, así como aberturas y otras roturas por vandalismo.
El gran abandono en que estaba el sector generó semanas atrás el reclamo de los vecinos. Hace pocos días el municipio realiza tareas de desmalezado de viviendas y mejoras en las calles y espacios aledaños.
La Sapem tendrá a su cargo realizar las tareas en un plazo de 60 días, con un presupuesto de 1.470.000 pesos, y la empresa constructora de las viviendas hará reparaciones externas en pilares de luz y otras.
Recién el 20 de septiembre se espera que la obra esté terminada, y mientras tanto se irá avanzando en los listados ya que faltan algunas tareas de campo que debe realizar la Secretaría de Desarrollo Social. Finalizadas las actividades, se debe organizar la entrega. Avila agregó que se espera contar para dicha inauguración con la presencia del gobernador Carlos Verna.

Necesidad.
Los vecinos esperan ansiosamente contar con una vivienda, el costo de alquileres es muy alto y cada vez es más difícil afrontarlo.
Además, prácticamente no quedan casas para alquilar. Hay vecinos que construyen como inversión departamentos que son inmediatamente ocupados por personas solas o parejas sin hijos, pero cuando una familia necesita una vivienda, se complica conseguir un espacio en condiciones y a precios accesibles.

Tránsito pesado.
Por otra parte, debido a que el barrio fue construido en el predio vecino al Molino Harinero, las autoridades han previsto dejar un espacio verde de cinco metros en el camino de ingreso que queda sobre el lateral norte del barrio, donde se previó que dé el fondo de las viviendas, para que éstas estén protegidas. Se está limpiando para parquizar y plantar árboles que hagan de cortina.
Avila recordó además que existe un proyecto desde hace seis años para construir una playa de estacionamiento con puerto seco para los camiones, y que además se utilizará para el traslado del corralón. Está previsto en el predio que funcionaba hace varios años la cantera de barrio norte.
Eso daría una solución definitiva al tránsito intenso de todos los días, y especialmente en épocas de cosecha cuando se producen largas filas de camiones que esperan durante varios días para descargar.

Compartir