Domingo 04 de diciembre 2022

Habilitará importaciones de neumáticos si no se resuelve el conflicto

Redaccion Avances 27/09/2022 - 19.34.hs

El Gobierno habilitará las importaciones de neumáticos si mañana no se resuelve el conflicto sindical en las fábricas del sector y, además, pondrá a disposición de las terminales automotrices el stock de piezas incautado en la Aduana “para que puedan seguir produciendo”. Los anuncios fueron realizados por el ministro de Economía, Sergio Massa, al encabezar una reunión en el Ministerio de Economía con representantes de la cadena automotriz para analizar la salida al conflicto por el suministro de neumáticos.

 

En ese marco, Massa sostuvo que “no se puede ser rehenes de situaciones de capricho y que un grupo muy reducido ponga en riesgo más de 150.000 empleos” ocasionando, asimismo, “casi US$ 40 millones por día de pérdida”. El sector fabricante de neumáticos atraviesa un conflicto por mejoras salariales y laborales entre el Sindicato Único de Trabajadores del Neumático Argentino (Sutna) y las empresas productoras Bridgestone, Pirelli y Fate.

 

La disputa escaló la semana pasada cuando el gremio lanzó un paro de actividades por tiempo indeterminado que, con el correr de los días, generó también interrupciones en la producción automotriz por falta de stocks de neumáticos. Ante la gravedad de la situación, el Ministerio de Trabajo convocó a una conciliación entre partes que pasó ayer a cuarto intermedio y se retomará mañana pasado el mediodía.

 

Al respecto, Massa anticipó hoy que si eventualmente mañana no se resuelve el conflicto, el Gobierno habilitará “a las empresas fabricantes como importadores de emergencia” para que adquieran en el exterior “todos los neumáticos que necesiten” para continuar produciendo. Por otro lado, indicó que “llama la atención el crecimiento de las medidas cautelares a favor de importaciones desde que se inició el conflicto”, y adelantó que “todo el stock incautado en la Aduana va a ser puesto a disposición de las terminales automotrices para que revisen qué les sirve” y puedan “seguir produciendo”.

 

Massa sostuvo que “empiezan a ponerse en riesgo más de 150.000 puestos de trabajo, más de 1.000 autopartistas, todas las terminales automotrices, y casi US$ 40 millones por día de pérdida, y Argentina no puede darse ese lujo”. “Entendemos el riesgo que representa perdernos más de US$ 200 millones de exportaciones de acá a fin de año. No podemos ser, de ninguna manera, rehenes de situaciones de inflexibilidad, casi de capricho”, agregó el ministro durante su alocución.

 

Reunión con entidades.

 

A partir de la continuidad del conflicto, las tres empresas productoras de neumáticos suspendieron temporalmente sus actividades, lo que motivó que por la falta de ese insumo la automotriz Ford decidiera ayer paralizar la producción de pick ups Ranger en su planta de General Pacheco, y Toyota hará lo mismo desde mañana en su terminal del partido bonaerense de Zárate donde fabrica la pick up Hilux.

 

La situación es un poco más distendida en las terminales de las firmas Fiat, Peugeot, Volkswagen, Nissan o Renault, ya que tienen la provisión asegurada para esta semana. No obstante, en todas las empresas se sigue monitoreando la evolución de la contienda, ya que el sistema de producción no está diseñado para trabajar con stocks muy grandes.

 

En ese marco, el ministro Massa en compañía de los secretarios de Industria y Desarrollo Productivo, José Ignacio de Mendiguren, y de Comercio, Matías Tombolini, recibió esta tarde en el Palacio de Hacienda a representantes de la cadena automotriz como la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa) y la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes (Afac). También formaron parte del encuentro autoridades de las empresas Bridgestone y Pirelli, de la Asociación de Industriales Metalúrgicos (Adimra), del Sindicato de Mecánicos (Smata) y de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM).

 

Al finalizar la reunión, Mendiguren señaló a la prensa que el conflicto hizo “caer la producción de neumáticos en 1,8 millones de unidades desde que empezó” y que impide la producción de "casi 2.500 vehículos al día", lo cual "impacta fuerte en las exportaciones". “No es comprensible que esto suceda. Me parece perfecto que los trabajadores tengan la mejor remuneración posible pero este es uno de los sectores que, dentro de los 240 convenios, está 19 en cuanto a los mejores pagos. También tienen participación en utilidades”, afirmó el secretario de Industria.

 

Solución a través del diálogo.

 

Por su parte, la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa), que nuclea a empresas de todas las terminales que producen en el país, manifestó la imperiosa necesidad de una solución inmediata a través del diálogo. “En momentos en los que el sector trabaja en el desarrollo de medidas que contribuyan a promover la inversión, el aumento de la producción, la exportación y la generación de empleo, la radicalización de este tipo de acciones genera incertidumbre en los mercados de exportación por posibles desabastecimientos y afecta los planes de inversión", afirmaron desde Adefa.

 

En tanto, el presidente de la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes (Afac), Raúl Amil, consideró que “el agravamiento de la situación provoca una importante pérdida de producción para la industria automotriz, con impacto en las terminales automotrices y sus proveedores, el mercado argentino de reposición y en las exportaciones; no solo de neumáticos, sino también de vehículos". “Ello genera un alto riesgo de afectar el abastecimiento de los mercados externos, con el consiguiente impacto en la confianza y en la generación de divisas”, agregó.

 

La conducción del Sutna, que lidera Alejandro Crespo, y las empresas de la actividad retomarán mañana las negociaciones en el Ministerio de Trabajo en procura de resolver un extenso conflicto de varios meses, luego del cuarto intermedio convenido ayer ante la ausencia de acuerdo. (Télam)

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?